Benalmádena

Una perrera y un tendido eléctrico frenan la mejora de la sierra de Benalmádena

  • Hay conversaciones con los propietarios de los animales y con la Junta para eliminar ambas trabas y restaurar la cantera

Comentarios 1

La creación de un gran parque periurbano en la antigua cantera de Benalmádena es uno de los proyectos más destacados a los que se enfrenta este municipio de la Costa del Sol. Sin embargo, esta iniciativa se está encontrando con algunos escollos, como es el caso de la reubicación de una perrera que se encuentra localizada en la zona y que da cobijo a alrededor de 200 perros de caza, además de la línea de baja tensión que utiliza la empresa de aguas Emabesa para la extracción de los pozos.

Estos son los dos principales problemas a los que se enfrentan tanto el Ayuntamiento como la Junta de Andalucía para llevar a cabo esta iniciativa, puesto que la retirada de estas dos instalaciones de este punto ha sido la única condición que ha puesto sobre la mesa Aripresa, que es la empresa propietaria de los derechos de explotación de la antigua cantera, para impulsar el proyecto de restauración. Al respecto la edil de Medio Ambiente del Ayuntamiento de la localidad, Inmaculada Hernández, explicó que ya se han mantenido contactos con los propietarios para intentar consensuar la reubicación de las casetas para perros, unas sesenta en total, las cuales se encuentran en este punto del municipio gracias a una cesión que en su día hizo el Ayuntamiento para alejarlas de la ciudad. La edil apostilló que, una vez que ya está aprobado el Plan General de Ordenación Urbana del municipio, se espera que este traslado sea mucho más factible y, sobre todo, satisfactorio para ambas partes.

Sin embargo, en lo que se refiere al cambio de la línea eléctrica de baja tensión ubicada en la zona le toca mover ficha a la Administración autonómica, por lo que Hernández mostró toda su confianza en que la Consejería de Innovación esté realizando "todas las gestiones necesarias" para quitar la línea de este punto y salvar así de forma eficaz este último problema.

El proyecto de restauración de la cantera contempla la creación de un gran parque de forma gradual, puesto que lo que se pretende es eliminar la gran marca de la sierra benalmadense y además darle un uso público al terreno que ocupa. La encargada de llevar a cabo los trabajos será la empresa Aripresa a lo largo de cinco años, que se podrán prorrogar hasta dos más, y supondrá una inversión aproximada de 350.000 euros aportados por la entidad privada.

Pero esta no es la única novedad que afecta a la sierra benalmadense. Fuentes de la Concejalía de Medio Ambiente anunciaron que a través de una resolución el pasado mes de enero el municipio ha recibido una subvención para llevar a cabo labores de reforestación en el Calamorro y en el monte considerado como propio. En concreto, se pretenden reforestar 43,09 hectáreas de zona de umbra y realizar mejoras en otras 1,7 hectáreas, en las que se incluye el arreglo de un camino forestal de 375 metros, construcciones de gaviones, arreglos de pasos de agua y apertura de nuevas cunetas.

La iniciativa supondrá una inversión aproximada de 135.857 euros, de los que 108.727 serán aportados por la Junta, mientras que del resto se hará cargo la administración local. En estos momentos la iniciativa se encuentra en fase de redacción, para definir las características de cada área. La edil responsable adelantó que se espera contar con la colaboración de vecinos del municipio para que ayuden en las labores de reforestación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios