El centro de salud de Isla Chica contará con una parcela mayor de lo necesario

  • El Ayuntamiento de Huelva asegura que el terreno cedido a Salud casi duplica la edificabilidad requerida por la Junta, 6.000 m2 frente a los 3.259 m2 exigidos

Sigue la disputa en torno a la parcela del centro de salud de Isla Chica. Mientras la Junta de Andalucía insiste en que la superficie que el Ayuntamiento de Huelva reserva para este equipamiento en el solar del estadio Colombino, el Consistorio asegura que la parcela reservada casi dobla la edificabilidad necesaria para dar viabilidad a la construcción del edificio.

Así lo destacaba ayer la Gerencia Municipal de Urbanismo después de recibir nueva información procedente de la Delegación Provincial de Salud. Según Urbanismo, basándose en el programa funcional aprobado por la Dirección General de Asistencia Sanitaria con una proyección de 10 años, un centro de salud para una población de hasta 25.000 habitantes requiere una superficie construida aproximada de 3.259 metros cuadrados. En este sentido, "parece acertada la previsión realizada por el Ayuntamiento", que el pasado 7 de octubre iniciaba la cesión a la Junta de Andalucía de una parcela calificada de uso dotacional sanitario, con una superficie de 2.315 m2 y una edificabilidad de 6.000 m2.

Con la superficie necesaria garantizada, la diferencia de posiciones entre Junta de Andalucía y Ayuntamiento de Huelva se centra actualmente en el diseño del edificio. Y es que la Junta apuesta por un edificio de una sola planta, a pesar de que, según destaca Urbanismo, la Guía de Diseño de Centros de Atención Primaria del Servicio Andaluz de Salud establece que "el número máximo de plantas para un Centro de Atención Primaria, será de tres, salvo en situaciones especiales debidamente justificadas".

Sin embargo, prosigue el Ayuntamiento, no sería necesario justificar situaciones especiales, ya que el Consistorio propone a la Junta precisamente la construcción de un edificio de tres plantas, porque la topografía y cotas de fachada de la parcela así lo aconsejan. Como señaló el concejal de Urbanismo, Francisco Moro, existe un gran desnivel, desde el barrio de Pío XII a la calle Pedro Alonso Niño, con una pendiente de unos cinco metros de altura, que obligan a la construcción de un edificio de tres plantas, que además, permitiría un atractivo diseño, con dos plantas bajas a nivel de calle.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios