El Senado desestima los vetos contra la nueva Ley del Aborto

  • Pajín ha preguntado a los oponentes del PP, UDC y UPN si los 100.000 abortos practicados en España son "poca demanda".

El Senado ha desestimado este miércoles las tres propuestas de veto presentadas por el PP, UDC-CiU y UPN a la Ley de Reproducción Sexual y Reproductiva y de Interrupción Voluntaria del Embarazo, más conocida como Ley del Aborto.

Los representantes de PSOE, Entesa, PNV, BNG, y algunos senadores de CiU y del Grupo Mixto han unido sus votos para rechazar estos vetos y respaldar una reforma legislativa que sitúa en los 16 años la mayoría de edad para decidir sobre la interrupción del embarazo y lo liberaliza hasta las 14 semanas.

Los vetos de PP y UPN han sido rechazados por 134 votos, frente a los 126 que se han emitido a favor y dos abstenciones, y el de Unió por 132 votos, frente a 128 favorables y dos abstenciones.

La senadora del PSOE y secretaria de Organización de este partido, Leire Pajín, que se estrenaba en esta Cámara, ha rechazado las críticas a la Ley preguntando a sus oponentes si las 100.000 mujeres que abortan al año en España les parecían "poca demanda" como para reformar este texto legislativo.

Pajín ha hecho hincapié en que mejorar la prevención y la educación sexual son los objetivos prioritarios de esta iniciativa, a fin de frenar e invertir la cifra de embarazos no deseados que se producen en España.

Por el PP, la senadora Carmen Dueñas ha acusado al Gobierno de aprobar la nueva Ley con "nocturnidad y alevosía" y ha calificado su actitud de "claramente partidista".

"Lo que ustedes pretenden con esta partidista reforma es imponer el aborto libre a la sociedad española", ha aseverado, para asegurar que con ella se deja desprotegido al no nacido, se vulnera la Constitución española y todas las declaraciones de derechos humanos.

La senadora de UPN, María del Mar Caballero, ha recordado que el programa electoral del PSOE hablaba de promover una reflexión sobre esta materia y agregaba que cualquier posible modificación se debería adoptar en el marco de un "amplio consenso", algo que, a su juicio, no ha ocurrido.

El senador de Unió Jordi Casas ha puesto en tela de juicio que el aborto sea un derecho y ha afirmado que "estamos ante una crisis de valores" en la juventud, que debería haberse abordado de una forma global y desde el diálogo

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios