El frío de este invierno ha triplicado la aparición de infecciones respiratorias

  • Al menos 2.000 niños han precisado consultas de urgencia en las últimas semanas debido a episodios de bronquiolitis

El frío ha triplicado las infecciones respiratorias con respecto al año pasado y aumentado los episodios semanales de bronquiolitis registrados en el Observatorio de la afluencia a Urgencias de Pediatría durante la epidemia de nueva gripe A, puesto en marcha por la Sociedad Española de Urgencias de Pediatría .

Según esta sociedad científica, al menos 2.000 niños han precisado consultas de urgencia en las últimas semanas debido a episodios de bronquiolitis, una enfermedad que causa el 80% de hospitalizaciones en niños. Aunque los episodios de bronquiolitis se presentan durante todo el año, el registro de consultas en urgencias comienza a ascender en diciembre, coincidiendo con la ola de frío. Este año, el pico más alto de casos se ha registrado en el mes de diciembre, con 650 episodios de urgencia de bronquiolitis en una sola semana en los 8 hospitales que participan en el registro. Este ascenso continúa y los expertos recuerdan que estamos en plena epidemia del Virus Respiratorio Sincitial, con alta prevalencia en menores lactantes.

En cuanto a las medidas de prevención, los expertos recomiendan extremar la higiene en casa y guarderías, sobre todo en aquellos lugares donde se encuentra bebés o niños de corta edad, ya que el virus es de fácil contagio entre los más pequeños. Además, aconsejan lavarse bien las manos antes de tocar al bebé, evitar su exposición al humo del tabaco, evitar entornos cerrados, evitar el contacto físico del bebé con otros menores o familiares enfermos, usar pañuelos desechables y tirar inmediatamente los usados, limpiar a fondo los juguetes y no utilizar aquellos que hayan sido tocados por otros bebés o mayores enfermos. Aproximadamente, 2 de cada 3 bebés se infectan durante su primer año de vida, y casi todos se infectan antes de los 2 años. Los síntomas más habituales son tos, dificultad respiratoria, sibilancias y respiración rápida y agitada. Asimismo, afecta a la parte baja del sistema respiratorio y se manifiesta inicialmente con rinitis y en algunos casos fiebre baja; posteriormente aparecen los síntomas clásicos de bronquiolitis debido a la obstrucción en las vías respiratorias.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios