Cala es el elegido

  • El Sevilla negocia con el AEK de Atenas la rescisión de su contrato como cedido para incorporarlo en sustitución de Cáceres, quien ya viaja a Turín para firmar con la Juventus.

Comentarios 18

La venta de Martín Cáceres a la Juventus por 9,5 millones de euros hará posible el regreso de un futbolista de la casa que no se enfunda la camiseta del Sevilla desde el final de la temporada 09-10, cuando jugó el último tramo de la Liga con Antonio Álvarez a muy buen nivel. La posibilidad la adelantaba al mediodía Punto Radio, pero es algo más que una opción. Juan Cala es hoy la primera opción para la dirección deportiva y mucho se tienen que torcer las cosas para que su vuelta no se lleve a cabo, aunque hay algunos detalles por resolver, ya que el futbolista nacido en Lebrija, con contrato en el Sevilla hasta 2014, está cedido en el AEK de Atenas hasta el 30 de junio y, lógicamente, el club griego hará todo lo posible por sacar alguna tajada económica de esta repesca sobre la marcha de un futbolista joven (22 años casi recién cumplidos) que ha llamado bastante la atención en la primera vuelta de la liga helena.

La ventaja con la que juega el Sevilla es la dificilísima situación económica que atraviesa el AEK, que en diciembre, antes de resolver la rescisión de contrato de Manolo Jiménez, cambió al cien por cien a su consejo de administración por dimisión múltiple. La mayoría de los integrantes de la plantilla llevan tiempo sin cobrar fichas y sueldos y algunos de ellos han echado mano de una maniobra legal para quedar libres denunciando esta situación, como los casos de Leonardo y Karabelas, aunque siguen en el club ante la promesa de pago. Cala, que tenía hasta el pasado lunes para denunciar, no lo ha hecho, pero esto no va a ser un impedimento para que recale en Nervión. El Sevilla, junto con el representante del jugador, Álvaro Torres, negociaba este miércoles con el AEK el desbloqueo de la situación. Cala estaba a un paso de seguir a Jiménez en su aventura en el Zaragoza, pero el giro radical de las circunstancias en el Sevilla le va a hacer cambiar de destino. El club maño piensa ahora de nuevo en Alexis.

En estos momentos lo único que separa al lebrijano del Sevilla son los últimos intentos del AEK por sacar algún dinero extra por romper el acuerdo firmado de tener a Cala hasta el 30 de junio. El club ateniense está cerca de vender a la pareja del sevillista en el centro de la defensa, Manolas, a la Premier League, concretamente al Everton. La marcha de ambos, Manolas y Cala, dejaría a su entrenador con un solo central, el veteranísimo Dellas (35 años), más un chico del filial.

El AEK pide una compensación por incumplimiento de lo firmado, que no puede ser muy alta, aparte de que el Sevilla se haga cargo de lo que le debe al futbolista en atrasos, una pequeña cifra que ronda los 45.000 euros. Evidentemente, es una opción inmejorable para el Sevilla, ya que se trata de un jugador que conoce la casa, está compitiendo y a muy buen nivel además, pues ha sido incluido hasta cinco veces en el once ideal de la jornada que elaboran los periodistas griegos, además de figurar en el equipo de gala de la primera vuelta.

Otra ventaja que cumple Cala sobre otros es la predisposición positiva que tiene la afición con respecto al futbolista, al que ha mostrado su cariño a través las redes sociales durante su estancia en Grecia.

Cala puede adaptarse, además, a varias posiciones de la defensa, como demostró en su periplo en el primer equipo, cuando jugó de central y de lateral derecho e incluso izquierdo (en Valladolid), haciendo además varios goles que contribuyeron a la clasificación del Sevilla para la Champions en la cuarta plaza que culminó Rodri con su gol en Almería.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios