Escudé reconoce "una sensación de frustración" tras la primera vuelta

  • El defensa recuerda que trabajan a un nivel físico "bastante exigente" como razón a los bajones en las segundas partes.

Comentarios 2

El defensa francés del Sevilla, Julien Escudé, reconoció que en el vestuario hay "una sensación de frustración" por la primera vuelta realizada, y recalcó que cambiaron "el chip" a la hora de defender tras la goleada encajada en casa ante el Real Madrid y que ahora se está viendo una "cara positiva".

"Hay una sensación de frustración. Intentamos sacar lo mejor, hemos trabajado bastante la defensa, y lo que nos falta es la finalización. En estos últimos partidos hemos visto que llegamos bastante bien a la portería confirmaría, y nos falta rematar y marcar goles. Todavía tenemos que mejorar en la línea ofensiva y guardar esa fortaleza atrás", apuntó Escudé.

El galo señaló que tras el 2-6 ante el Real Madrid vieron un video donde se dieron cuenta de que iban "mucho para atrás para defender". "No defendíamos hacia arriba y a la vuelta de las vacaciones hemos cambiado ese chip para ir presionando al contrario y así recuperar muchos más balones y ayudamos mucho más al trabajo defensivo, llegamos más a la portería contraria y eso da confianza al equipo. En estos últimos partidos se ha podido ver esa cara positiva", indicó.

Además, recordó que trabajan a un nivel físico "bastante exigente" como razón a los bajones en las segundas partes. "Hablamos muchas veces a principio de temporada que teníamos altibajos. Ahora estamos ganando en minutos de buena imagen, hemos hecho muy buenas primeras partes y lo que falta es durar más tiempo", comentó Escudé. 

El central cree que "en esos momentos más difíciles hay que jugar más sencillo, ayudar más al compañero para aguantar más y ganar en tiempo y en concentración". "Estar más cerca del contrario para evitar contragolpes y carreras hacia la portería", añadió al respecto.

El jugador sevillista alabó también el fichaje de José Antonio Reyes que viene a aportar "su calidad, su experiencia y su juego de último pase". "Aguanta bien el balón, tiene muy buena visión, ayuda a la recuperación del balón, ayuda a la llegada. Esos aspectos ayudan a sumar. Con un jugador como él se da un pasito más adelante a la portería contraria", afirmó. 

Por último, el defensa francés habló de su momento personal en el club, donde ha vivido "muy buenos momentos". "Siempre intento mejorar y progresar, sabiendo que los años pasan y lo estoy notando. Del  principio de temporada estoy bastante contento porque estaba jugando y el equipo estaba bastante bien, luego me ha tocado un periodo de jugar menos. Como profesional claro que tengo frustración, pero veremos el futuro, porque he aprendido que en el fútbol puede pasar de todo", zanjó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios