Mariano es el octavo

  • El brasileño del Girondins será el lateral diestro que pretendía Emery para cubrir las marchas de Aleix Vidal y Figueiras. Con esta incorporación, el Sevilla tiene ya a dos jugadores por puesto.

Ya tiene Unai Emery al lateral derecho llamado a cubrir las marchas de Aleix Vidal y Diogo Figueiras. El jugador brasileño Mariano Ferreira, que ha militado en el Girondins de Burdeos las últimas tres temporadas y media, se convierte, a falta de la confirmación oficial, en la octava incorporación del Sevilla para la campaña 2015-16.

Apuntado en estas mismas páginas desde que la opción de Mauricio Isla fuera descartada por el propio Monchi, el club optó por dedicar todos sus esfuerzos en el fichaje de este lateral de largo recorrido formado en el Fluminense, cuyo traspaso, por algo más de tres millones de euros, fue adelantado ayer por la tarde en el portal de Diario de Sevilla.

El trabajo de la dirección deportiva en la presente pretemporada, que pudiera calificarse sin exageración alguna de pretemporada exprés, culmina así la confección de la plantilla sin haber disputado prácticamente un compromiso serio de preparación estival. Ahora, y con un dilatado margen de maniobra, queda pendiente un último esfuerzo en función de las necesidades que vea Emery en esta pretemporada.

Pero era el puesto de lateral diestro el que más urgencias había despertado en la sala de operaciones del Sánchez-Pizjuán durante los últimos días. Y, como el resto de fichajes en el presente verano, la operación entre el Girondins y el club de Nervión se ha cerrado en un tiempo relámpago.

Como se explicó en estas páginas, el brasileño Mariano Ferreira es un experimentado lateral (nació el 23 de junio de 1986) que ya compartió vestuario con Tremoulinas en un gran Girondins que ganó títulos, quedando patente una vez más la fe ciega que la dirección deportiva sevillista tiene en el mercado francés.

El futbolista tiene 29 años, habría concluido contrato en 2016 y la prensa francesa ya se había hecho eco del interés del Sevilla junto a otros equipos de la Ligue 1, como el Mónaco. Y, aunque el mismo Girondins le había ofrecido una renovación del contrato, Mariano ha elegido al club de Nervión. Muy ofensivo, dispone de una gran aceleración. Fue elegido en 2010 como mejor lateral del campeonato brasileño, que abandonó con la camiseta de Fluminense para recalar en Burdeos.

En Francia ha completado campañas de gran regularidad, con más de 30 partidos por temporada y con prestaciones como las que pide Emery a los laterales: una gran proyección y facilidad para el juego combinativo. Mariano anotó dos tantos la pasada campaña y dio tres asistencias.

Los dos clubes han mantenido contactos frenéticos en las últimas horas para resolver las diferencias que los separaba. En cuanto al precio de la adquisición, el Girondins pedía unos cuatro millones, en tanto que desde Sevilla no quería que el coste sobrepasara en exceso de los dos millones. Finalmente, el traspaso se cierra en algo más de tres millones.

Con la llegada de Mariano Ferreira para la demarcación de lateral derecho, las nuevas caras del Sevilla para la temporada que comenzará el 23 de agosto quedan pues completadas por Rami (3,5 millones), Escudero (2,5), N'Zonzi (7,5), Krohn-Dehli (0), Kakuta (3,5), Konoplyanka (0) e Immobile (13). Ocho fichajes en total que han supuesto un desembolso de casi 40 millones de euros. Conforme al dinero ingresado por las ventas de jugadores, la dirección deportiva cuenta con un balance de cuentas positivo de cerca de 20 millones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios