Sordina a lo negativo

  • Míchel descarga de presión a los suyos y pide ganar "como si estuviésemos líder" · "Qué más da la clasificación", sugiere

Míchel parece saber lo que tiene entre manos. Ayer dedicó la comparecencia previa al encuentro a quitarles presión a los jugadores, a solicitarles un esfuerzo máximo para lograr un triunfo vital, pero huyó de tópicos referidos a situaciones de urgencia coma la que atraviesa el Sevilla y le puso sordina al contexto negativo que rodea al equipo, como queriendo aislarlo de las perniciosas circunstancias que se palpan. Por ello, descartó usar la palabra descenso, como también Champions o Europa. El partido y nada más. "Las cuentas de la lechera no sirven a nadie", dijo Míchel, que aseguró que Reyes jugaría incluso teniendo peor el hombro y que Javi Varas sólo entrenó ayer bien y será duda.

El entrenador sevillista explicó el estado anímico de sus futbolistas: "Están en una situación muy compleja, saben que están en un gran club y no nos podemos permitir estar en esta situación. Y eso afecta. Pienso que han querido dar más de lo que les ha salido, y eso intentamos cambiarlo. Lo que sí he notado esta semana es que tienen la sangre necesaria para darse cuenta de lo que rodea a este equipo y afrontar el partido, un choque muy importante y ellos lo saben".

Preguntado por la angustia que puede producirle al equipo verse a equis puntos de Europa o el descenso, Míchel fue rotundo: "No podemos hacer cuentas más allá del siguiente choque, aunque fuésemos incluso terceros o cuartos en la tabla". ¿Pero ha oído la palabra descensoen el vestuario? "Ni ésa ni la de Champions o UEFA. Lo que sí se ha pronunciado es ganar a Osasuna y conseguir los tres puntos. Las otras no tienen razón de ser si no pasamos por el partido de mañana. Sería exactamente igual si estuviéramos líderes. Tenemos que ir a por nuestro rival y ganarle, qué más da la clasificación".

También habló de cómo saldrá su equipo ante una grada que puede transmitir inquietud: "Saldrán sin nervios. Saldrán motivados, con la mentalidad de ganar y de dominar la situación. No creo que se oiga un runrún, y si se escucha, será positivo. Sólo me planteo ganar, no miro más allá. Lo que no hay que hacer es enfadarse antes del partido", añadió Míchel, que piropeó a la grada de Nervión: "Da mucho y nos dará más. Ni siquiera se les puede pedir y exigir. Desde fuera siempre lo he visto, ha dado mucho y mañana será una muestra más". Por último, habló de Osasuna: "Los equipos de Mendilibar me gustan, son intensos y juegan muy bien al fútbol. Es un entrenador que me gusta, sus equipos son siempre muy competitivos y nunca ha sido fácil jugar contra ellos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios