De la fe propia al respeto

  • Jiménez pide a la afición "marcar el primer gol" ante la falta de delanteros sanos · "Es un equipo alemán", avisa

Sin bajar un ápice el alto nivel de exigencia en que se halla metido el Sevilla, sea cual sea la competición, Manolo Jiménez espera el partido con el Stuttgart entre la fe en los suyos y el respeto a los otros. El entrenador sevillista mantendrá hasta último momento la duda sobre si podrá contar con Luis Fabiano, aquejado de una sobrecarga en la recuperación de su rotura fibrilar. "Se hará una prueba con balón para ver si está al 100%. Si es así, será titular. Si no está en condiciones de sacar todas sus cualidades, tendremos que reservarlo", advirtió.

Ante la posible falta de efectivos atacantes, aunque es más que probable que el goleador paulista esté en el once titular, Jiménez pidió un esfuerzo a la afición sevillista, más allá de que el tiempo no acompañe: "Viene un equipo de arriba en la Bundesliga, un histórico, no podemos pensar que el partido no es difícil, además, con la falta de goles de Kanoute, Cheva, Kone y previsiblemente la de Luis Fabiano si no está bien, la afición tiene que responder, tiene que meter el primer gol".

El de Arahal destacó el carácter alemán del primer rival en la fase de grupos y lo comparó con el Salzburgo, en el sentido de que no sólo tiene juego aéreo: "El Stuttgart es un equipo alemán, un equipo fuerte, técnicamente bien dotado, parecido al Salzburgo en cuanto a toque y presencia, un equipo difícil, histórico de Alemania, con el que tendremos que estar muy concentrados e intentar jugar con equilibrio para ganar".

Ganar es la única idea que tiene en la mente el técnico sevillista, que asume que la fase se puede complicar de no obtener los tres primeros puntos ante el, a priori, contrincante más peligroso: "Estamos obligados a salir a ganar, sabiendo que puede darse cualquier resultado pero que tenemos la obligación de salir a ganar, sin buscar excusas, porque los que salgan al terreno de juego a darlo todo son once futbolistas de la plantilla del Sevilla", dijo sobre las numerosas bajas del equipo, pese a la opción de que regrese Luis Fabiano y a la buena nueva de otro brasileño: "Renato lleva toda la semana entrenando bien y estará en la convocatoria al 100%".

Además, Jiménez no quiere que haya confianza por la impresionante línea del equipo: "Ocurre una cosa con el azuquita, cuando uno se harta de azúcar puede venir el empacho y equivocarse. El azuquita es porque estamos haciendo bien las cosas, pero habrá algún día en el que tengamos que perder, está claro que la racha no puede llegar hasta mayo, y por eso tenemos que estar muy metidos para alargarla todo lo que podamos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios