La ilusión recíproca

  • "Vengo a ganar títulos", dice Reyes en su multitudinaria presentación, en la que aseguró que está más motivado que cuando se fue · Del Nido y Monchi se felicitan por recuperar al hijo pródigo más deseado.

Comentarios 13

"Prefiero perdonar dinero para poder vestir la camiseta del Sevilla". La frase de José Antonio Reyes responde a la realidad de los hechos. El hijo pródigo ha tenido que realizar un gran esfuerzo, crematístico, no anímico, para volver a su hogar: renunciar a cerca de un millón de euros y rebajar su ficha para adaptarla al baremo salarial del Sevilla. Pero ayer no era día de fríos datos económicos, sino de emociones. Reyes puso la rúbrica a un edulcorado cuento de Navidad. Un precioso relato basado en hechos reales. Ahora, tanta ilusión debe ratificarse con su traslado al fútbol. ¿Mañana en Vallecas? "Por supuesto que estoy preparado", dijo.

Ante la inquietud de los agoreros que abominan de las segundas partes, Reyes zanjó el asunto: "Vengo a ganar títulos. El Sevilla es un equipo grande, ambicioso y queremos ganar títulos. Con 28 años que digan que vengo a retirarme es una locura". José María del Nido, ilusionado como Reyes y como Monchi en una contagiosa correspondencia, salía de su inhabitual mutismo para reforzar la idea: "Para que un jugador rinda tiene que tener tres requisitos fundamentales: calidad, ilusión y compromiso. Reyes tiene un 10 sobre 10 en esas condiciones. Tiene el compromiso adquirido de entregarse en cuerpo y alma". ¿Y eso garantizará éxito? "Firma tres años y medio, pero ojalá sean seis o siete -deseó el dirigente-. Yo no tengo dudas se que serán más, porque volverá a triunfar en el Sevilla F.C., seguro, apuesten por ello".

Monchi tampoco escondía su felicidad. "Hace tiempo que un fichaje no nos hacía tanta ilusión como éste. Nos ha llenado de alegría que esté aquí de vuelta y ojalá esto se traduzca en resultados", dijo con más cautela que un Del Nido conciso. "Si algún jugador tenía ganas el presidente del Sevilla de que volviera, ése es José Antonio Reyes. Ha renunciado a muchísimo dinero para volver".

El utrerano, junto a su familia, evidenciaba su estado de ánimo: "Hoy es uno de los días más felices de mi vida. Me fui llorando y vuelvo con una sonrisa que creo que no se me va a quitar". El futbolista fue muy cariñoso con la afición: "Desde que me fui, los sevillistas han seguido teniendo confianza en mí. Yo venía y la afición seguía conmigo y eso para mí es importante. Muchísimas gracias por todo, espero devolverle la confianza que me ha dado en el campo". ¿Con un título? "Por supuesto que es una motivación para mí levantar una copa con el Sevilla. Como sevillista que soy y como mi casa que es, nada podría ser mejor que levantar un título. Con el equipo que hay, claro que es posible". Día de Epifanía, Reyes... "Es un regalo para todos, para mí también, porque vengo a mi casa y vengo con más ilusión de la que me fui, y por la afición, porque tengo ganas de estar con ella", repetía Reyes, feliz como un niño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios