Declaran culpable a O.J. Simpson de secuestro y robo con armas

  • El famoso ex jugador de fútbol americano podría ser condenado a cadena perpetua por robar a punta de pistola de un hotel varios objetos que consideraba de su propiedad

El famoso ex jugador de fútbol americano O.J. Simpson ha sido declarado culpable por un jurado de Las Vegas (Nevada) de doce acusaciones de asalto, secuestro y robo con armas letales, anunció la secretaria del juzgado al leer el veredicto, retransmitido en directo por las televisiones de EEUU.

La titular del juzgado del distrito Jackie Glass ahora debe fijar la condena a Simpson y su compañero de golf Clarence Stewart, también declarado culpable de las doce acusaciones, en un plazo que puede extenderse hasta unos 30 días.

Después de más de doce horas de deliberaciones el jurado comunicó que había llegado al citado veredicto, que podría suponer la cadena perpetua para ambos.

El 13 de septiembre de 2007 Simpson y varios acompañantes se llevaron de un hotel objetos firmados por la ex estrella de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL, por sus siglas en inglés) y otros artículos, que Simpson considera de su propiedad.

El robo fue denunciado por Bruce Fremong, un vendedor de artículos deportivos que, según reconoció, concertó una entrevista en un hotel con un comprador anónimo, y en lugar de este apareció Simpson, de 61 años, quien le reclamó que esos artículos le pertenecían.

Fremong dijo en su testificación que Simpson empezó a gritar: "¡Ésta es toda mi mierda! Todo esto me pertenece. Tú me la has robado. Recojamos todo y salgamos de aquí".

Durante la disputa, uno de los cómplices de Simpson apuntó con una pistola al rostro de Fremong, según éste, y le gritó: "Te voy a disparar en el culo".

El comerciante, que admitió conocer a Simpson desde la década de los 90, dijo que la confrontación se alargó por un periodo de cinco o seis minutos y terminó cuando los supuestos ladrones introdujeron centenas de artículos en fundas de almohada y abandonaron el hotel Palace Station de Las Vegas (Nevada).

Cuatro de las personas que acompañaban a Simpson -Charles Cashmore, Walter "Goldie" Alexander, Michael "Spencer" McClinton y Charles Ehrlich- se declararon culpables de cargos menores y accedieron a testificar contra el ex jugador de fútbol americano.

El ex deportista se hizo mundialmente famoso por el controvertido juicio tras la acusación de haber asesinado a su esposa Nicole Brown Simpson y a un amigo de ésta, Ronald Goldman, en 1994.

El atleta fue exonerado de las acusaciones, pero, posteriormente, fue hallado culpable de las muertes en un juicio civil y condenado a pagar 33,5 millones de dólares a la familia de Goldman.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios