Detenidos 37 miembros de una banda georgiana dedicada al robo de pisos

  • La operación se ha ejecutado en Madrid y Valencia y se ha detenido a uno de los jefes de la trama.

La Policía ha detenido hasta el momento a 37 personas en Madrid y Valencia en el marco de la operación Aikon contra una organización criminal integrada en su mayoría por ciudadanos georgianos y especializada en el robo de casas, aunque también se les imputa tráfico de drogas, de armas y blanqueo. Es la Fiscalía especial contra la corrupción y la criminalidad organizada quien, en coordinación con el juzgado de instrucción número 43 de Madrid, dirige esta operación, aún abierta, en la que ha ordenado la detención de 48 personas y que, según Europol, es la más importante de las desarrolladas en lo que va de año contra este tipo de organizaciones.

Precisamente, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha destacado la relevancia de esta operación, en la que han participado unos 200 agentes de diferentes unidades -como el GEO-, además de efectivos de Europol y de las fuerzas de seguridad alemanas. Del total de los detenidos, ya han sido arrestadas 37 personas, la mayoría en Madrid, entre ellas el jefe de la organización, conocido como Vor Zakone o Kanonieri Kurdi, quien además de liderar la trama ejercía como juez en caso de disputas internas y era llamado "ladrón de ley".

Un término, explica la Dirección General de la Policía, que se emplea para identificarse en las jerarquías superiores del crimen organizado y les obliga a dedicar toda su vida a la profesión criminal, ejerciendo como líderes, jueces y gestores de la caja común. Así, regulaba y delimitaba las áreas de influencia de otros grupos criminales y controlaba las células diseminadas, integradas por un número indeterminado de individuos, que se movían por el territorio nacional para cometer los diferentes robos y actos criminales.

La organización contaba también con miembros que realizaban otras funciones como suministrar a las células operativas el material necesario para cometer los robos (herramientas, material informático), apoyar en la búsqueda de infraestructuras (viviendas para residencia, vehículo), proporcionarles documentaciones falsas e incluso entregarles sustancias estupefacientes, ya fuera para su consumo o para traficar. Entre los detenidos figura el administrador de una de las sucursales de La tienda del Espía, cadena especializada en productos de seguridad, quien suministraba ganzúas o inhibidores a los miembros de la red. Fuentes policiales han informado que en la tienda, en el número 14 de la calle de Carretas, en Madrid, los agentes han practicado también un registro en el que han hallado un inhibidor de frecuencia que usaban para robar en naves.

El botín robado, fundamentalmente joyas, lo vendían en distintos establecimientos de compraventa o bien los colocaban fuera del territorio español mediante el envío de paquetería o mediante correos humanos. Por eso, los agentes han registrado varias casas de compraventa en las que se ha podido recuperar gran cantidad de joyas sustraídas.

La organización también contaba con una caja común a la que todos los miembros contribuían con un porcentaje de los beneficios que obtenían de sus actividades, así como con una cuota periódica que debían ingresar por el simple hecho de ser miembros de la red. El dinero de esta caja se destinaba a atender las necesidades de los integrantes que se encontraran detenidos, presos o con necesidades familiares, para la adquisición de los materiales para cometer los robos, así como para la adquisición de armas.

Casi 200 agentes de la UDYCO y la UDEF Central, el GEO, la UPR, especialistas del GOIT, investigadores de Extranjería y Fronteras, y las Jefaturas Superiores de Madrid y Valencia participan en este operativo que se está desarrollando desde esta madrugada y en el que también han colaborado expertos de Europol y la Policía Federal Alemana. Los agentes han realizado ya 23 registros en diferentes localidades de las comunidades autónomas de Madrid y Valencia. Además, se han embargado cuentas corrientes, vehículos e inmuebles de los imputados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios