Japón evacúa a los trabajadores de la central de Fukushima tras un nuevo terremoto

  • Durante una hora estuvo vigente una alerta por 'tsunami' en la zona nororiental del país.

Comentarios 1

Japón ha vuelto a temblar. El país nipón ha sufrido un nuevo terremoto, esta vez de 7,1 grados, que ha recordado los peores momentos del movimiento de tierras y posterior tsunami del 11 de marzo. De hecho, se llegó a activar la alarma por un nuevo tsunami en la zona nororiental del país, que estuvo vigente una hora. Ante lo que pudiera ocurrir, los ingenieros que estaban trabajando en solucionar la emergencia nuclear en la central de Fukushima-1, que quedó seriamente dañada el 11 de marzo, han sido evacuados. Finalmente, el terremoto no provocó más daños en la central. 

Un terremoto de 7,1 grados en la escala Richter, que en un principio se anunció como de 7,4 grados, ha sacudido este jueves la costa noroeste de Japón. El seísmo tuvo lugar a las 23.32 hora local (16.32 hora peninsular española) y su epicentro se localizó a una profundidad de 49 kilómetros frente a la costa de la isla de Honshu, la mayor de Japón. Tras el temblor, las autoridades japonesas activaron una alerta de tsunami y la televisión NHK pidió enseguida a las personas localizadas en las costas nororientales del país que se dirigiesen tierra adentro. Se revivía así el miedo a que se repitieran los peores momentos del 11 de marzo. Inmediatamente, los ingenieros que estaban trabajando en solucionar la emergencia nuclear en la central de Fukushima-1 fueron evacuados. 

El Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS) ha indicado que el temblor se ha originado a 66 kilómetros de la localidad de Sendai y a 116 kilómetros de Fukushima, una de las zonas más afectadas por el terremoto y posterior tsunami del pasado 11 de marzo. Tokio figura, según los datos del USGS, a 330 kilómetros, aunque varios testigos citados por Reuters también han confirmado de que han notado los efectos en la capital.

Una hora de incertidumbre

Finalmente, la alarma por tsunami se levantó una hora después, y posteriormente los responsables de la Compañía Eléctrica de Tokio (Tepco), operadora de la central, aseguraron en una rueda de prensa televisada que no han sufrido ningún problema la planta de Fukushima-2, que permanece cerrada tras el 11 de marzo, ni a Fukushima-1. Tampoco se ha visto afectada la de Onagawa, aunque dos de los tres generadores eléctricos exteriores de esta central se han quedado sin suministro. 

La Agencia Meteorológica de Japón confirmó en un comunicad, una hora después de activarla, la cancelación de la alarma que regía sobre las prefecturas de Iwate, Fukushima, Aomori e Ibaraki. Previamente, la televisión NHK había pedido a las personas localizadas en estas costas que se dirigiesen tierra adentro ante la posible llegada de fuertes olas. Las autoridades han dado orden de cerrar todas las autopistas de la prefectura de Miyagi, cercana al epicentro, según la agencia de noticias Kiodo, que también informa de cortes de luz en las zonas de Fukushima y Yamagata. La Policía de Miyagi no tiene constancia de nuevos daños materiales o personales a causa del temblor. 

Tres generadores de Onawaga, sin suministro

La Agencia de Seguridad Nuclear e Industrial de Japón ha informado de que el terremoto ha dejado sin suministro a dos de los tres generadores eléctricos exteriores de la central nuclear de Onawaga. La planta se encuentra en la prefectura de Miyagi, según ha informado la televisión pública japonesa NHK. La planta había estado utilizando generadores eléctricos externos para refrigerar las barras de combustible nuclear desde el terremoto registrado el pasado 11 de marzo. Después del nuevo temblor, sólo puede recurrir a uno de los tres generadores. No se han registrado cambios en los niveles de radiación registrados alrededor de la central en las últimas horas y que está evaluando la situación actual. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios