Seis años de cárcel para una mujer por maltratar a su empleada doméstica en Hong Kong

Un tribunal de Hong Kong sentenció ayer a seis años de prisión a una hongkonesa por haber torturado a su trabajadora doméstica durante seis meses, un caso que desató la indignación popular por la brutalidad de las agresiones físicas y psicológicas.

Ley Wan-tung, de 44 años, también fue multada con 15.000 dólares de Hong Kong (1.700 euros) por los malos tratos cometidos en 2013.

La sentencia puso en "pie de guerra" a muchas de las 300.000 inmigrantes del sector por los abusos que sufren y que piden una reforma urgente de la legislación local. "No reforma, no justicia", "Acabar con la esclavitud ya", se escuchaba a las puertas del tribunal donde decenas de empleadas domésticas esperaban la sentencia.

"Estoy contenta de que vaya a la cárcel, pero no satisfecha con la condena, no es suficiente. Lo que he vivido se podría haber evitado si no estuviéramos forzadas a vivir en las casas para las que trabajamos", declaró la joven indonesia víctima de las torturas, Erwiana Sulistyaningsih, a la salida del juzgado.

Según quedó probado, la empleadora golpeó y torturó a la joven, de 23 años, le negó el salario y le limitó la dieta a pan, arroz y medio litro de agua al día durante los seis meses que vivió en Hong Kong.

El caso ha servido para exponer el malestar de miles de empleadas domésticas sobre la legislación vigente en Hong Kong acerca del sistema de contratación y residencia en la ciudad.

También ha movilizado a países cercanos, como Birmania (Myanmar), que canceló de forma fulminante el acuerdo con Hong Kong para enviar trabajadoras domésticas a la ciudad china por falta de garantías de que fueran a ser tratadas justamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios