Manuel Bandera

"Juan es todo un canalla porque es un embaucador"

  • El actor malagueño se siente muy cómodo en la piel de Juan Caballero en la serie 'Bandolera'.

Juan Caballero. Le viene bien el nombre ficticio a este bandolero que rompe corazones. El acto malagueño Manuel Bandera ya formó parte del serial Amar en tiempos revueltos y la productora Diagonal quiso que también formara parte de Bandolera para Antena 3,  mientras ha disfrutado del éxito en los escenarios con Chicago.

-¿Cómo definiría a Juan Caballero, con quien ha estado tantos meses en la preparación y en la grabación?

-Yo diría que soy en este serial  un sinvergüenza redomado. Sinvergüenza en el sentido más literal de la palabra, buscavidas que trata de sobrevivir en las bandas y en los pueblos. Siempre juega a varias cartas y no le ha ido mal en la vida con tantas caras y caretas. Siempre está contando batallas y aventuras con las mujeres, y esa caradura le sirvió para hacerse pasar por un marqués en el pueblo de Arazana. Así se entera de todo lo que se cuece allí y espía a la Guardia Civil.

-Un pícaro clásico, de la tradición literaria española...

-Es un pícaro. Es todo un canalla porque es un embaucador, timador... todo ese tipo de cosas son sus armas. Sí es la picaresca que marcó el carácter de nuestra novela.

-¿Cómo se ve de bandolero, en un género que parece haberse rescatado en la televisión?

-Nunca analizo el look que me ponen, pero creo que yo y todos los  demás quedamos bien como bandoleros  en esta serie. Nos iba en el empeño...

-¿Cómo ha sido el rodaje de 'Bandolera' por ahora?

-Creo que se ha hecho un trabajo muy notable para tratarse de una serie diaria. Los personajes forman un grupo bastante interesante, donde se ha ido arriesgando en aventura. Como personajes, una diversión. Como actores, como grupo humano, he estado con una gente maravillosa.

-¿Qué prefiere, ser bandolero o ser un marqués?

-La vena romántica me pide ser bandolero, pero es que los marqueses vivían muy bien en aquellos años. En la ficción, me quedo como bandolero. En la realidad me gustaría vivir como un marqués.

-¿Cómo se le da jugar a las cartas?

-Yo  jugaba al cinquillo y al mus siendo estudiante. Me llevaba más tiempo en el bar del INEF que en las clases.

-¿Con qué se queda de este serial de Antena 3?

-Es una serie muy completa para el espectador de sobremesa. Hay amor y desamor, que eso es fundamental, hay historias sociales, hay aventura. Son muchos ingredientes para encandilar a unos espectadores muy diversos y que les gusta adentrarse en historias.

-¿Cómo se preparó para ser Juan Caballero?

-Tenía mucha información sobre la Andalucía del siglo XIX en el informe de la serie. El director  nos contó muchas cosas sobre cada uno de los personajes y después   asimilas y trabajas sobre este papel. A mí me gusta trabajar con las ordenes que me van dando los realizadores en cada momento, me siento cómodo si me dirigen.

-¿Tuvo que aprender a montar a caballo?

-Ya lo había hecho para otras series.  Sólo tuve que refrescar un poco la memoria y acostumbrarme a ir en el caballo con la ropa de bandolero, las armas o el bastón que siempre lleva Juan.

-¿Y manejar las armas?

-Los especialistas nos aconsejan cómo usarlas y cualquier cosa que necesitamos nos la facilitan, pero sólo han sido nociones  puntuales de lo que teníamos que esgrimir en las escenas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios