Taurodelta defiende el "remate" de San Isidro gracias a las figuras

  • Los empresarios aseguran que han hecho todo lo posible para que Enrique Ponce entrara en el ciclo pero "entendemos que ésta no es una feria prioritaria para él"

Una de las Ferias de San Isidro "mejor rematadas" de los últimos años por la empresa Taurodelta es posible gracias a "la buena disposición de las figuras para venir a Madrid", anunció ayer en la presentación de los carteles el empresario Manuel Martínez Erice.

Es una valoración que corroboró el director gerente del Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid (CAM), Carlos Abella, presente en el acto, quien afirmó que "los carteles son ajustados al pliego y la valoración es muy positiva en cuanto a las combinaciones de toreros y ganaderías". Abella, que recalcó "el esfuerzo porque vengan nuevas divisas y distintos encastes", elogió los carteles en nombre del Consejo Taurino de la CAM, afirmando que "son muy atractivos, variados, múltiples y del gusto de la afición".

Y a tenor de estas consideraciones, el director gerente del Centro de Asuntos Taurinos de la CAM expresó que "ojalá sea un gran año, pues lo necesita Madrid, y lo necesita la Fiesta". Tras la lectura de los carteles, Martínez Erice indicó que "no hay ausencias relevantes", aunque le hubiera gustado que hubiera habido sitio para algún torero como Joselillo, que resultó herido el año pasado en el ciclo, "y la sangre -advirtió- siempre debe tener recompensa", así como otros posibles confirmantes "que debieron ser Miguel Ángel Delgado y Juan Luis Rodríguez". Sin embargo, Martínez Erice justificó lo anterior diciendo que han optado "por repetir a los más importantes, y en consecuencia por abajo se ha puesto muy caro".

"Este año ha tocado a las figuras, como ya ocurrió en 2005", recordó el empresario, quien aseguró que su "aportación ha sido traer las corridas que ellos quieren" y resaltó "el equilibrio entre lo que llaman corridas comerciales y lo que llaman corridas toristas".

Respecto a la ausencia un año más de Enrique Ponce dijo: "Tiene muchos argumentos para no venir a Madrid, plaza que para él considero que no es prioritaria". "De hecho hicimos una estrategia conjunta con la CAM para intentar contratarle en la Beneficencia, en unas condiciones muy ventajosas, y tampoco resultó. Dado que esa oferta no la podíamos mejorar para San Isidro, ya no insistimos", explicó.

En este punto intervino también Abella para precisar que se dirigieron a él "antes que a ningún otro torero", y le ofrecieron "igualar los mejores honorarios que él ha percibido con la propia Comunidad, y aún así no le pareció bien".

Ausencia asimismo comentada en el acto, la de Ángel Teruel, cuyo nombre desapareció a última hora de las combinaciones que circulaban extraoficialmente, concretamente el 15 de mayo, con Morante de la Puebla y Alejandro Talavante, y los toros de Cuvillo. "Acordamos con él esa corrida para su confirmación, aunque nos pidió una segunda tarde de la que quedamos en hablar más adelante. A partir de ahí nos trasladó unas exigencias que son inadmisibles para un torero cuyo único mérito taurino para estar tan bien colocado en San Isidro es ser el hijo de Ángel Teruel. Su actitud no ha sido muy de recibo", apostilló Martínez Erice.

El empresario quiso resaltar que con estos carteles han querido "ser sensibles también con el toreo mexicano, anunciando cinco nombres de aquella nacionalidad, y con el pueblo catalán a través de Serafín Marínm, que también está incluido".

"Curiosamente, las mayores dificultades en las contrataciones las hemos tenido con algunos novilleros", comentó el empresario, aunque sin dar nombres. La empresa entiende que la taquilla les dará la razón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios