"El paso de novillero a matador ha sido muy duro al no torear más"

  • El diestro Agustín de Espartinas llega a un acuerdo de apoderamiento con Antonio Pascual y Manuel Bélmez

El matador de toros sevillano Agustín de Espartinas ha sellado un acuerdo de apoderamiento con Antonio Pascual y Manuel Bélmez, quienes se unen a Ginés de María, que ya apoyaba anteriormente al diestro sevillano en la gestión de su carrera. Agustín de Espartinas afirma: "Ahora entreno intensamente en Torrelaguna, en la serranía de Madrid. Me estoy empleando a fondo, tanto fisica como mentalmente".

El torero, que con anterioridad tuvo como representantes a Hipólito y a Víctor Ruiz (de la casa Espartaco), señala que se encuentra "muy ilusionado" ante la nueva etapa, en la que espera sumar "una veintena de corridas" y que abrirá el próximo día 28 de febrero en Santa María la Real de Nieva, en un festival.

El diestro, que tomó la alternativa el año pasado en Espartinas, de manos de Espartaco, explica: "Sé que todo está muy complicado. Estoy luchando mucho para cuando llegue la oportunidad estar muy preparado. El paso de novillero a matador ha sido duro, al no torear más, y eso lo he notado". El espada asevera: "Tenía mucha ilusión en torear en la Feria de Abril tras cortar una oreja el año pasado en la Maestranza. No ha podido ser y espero que será más adelante, porque la plaza de Sevilla me ha aportado mucho en mi carrera y creo que me servirá mucho. La plaza está ahí y yo ahora me encuentro moralmente muy bien, muy ilusionado y fuerte y con ganas de afrontar esta nueva etapa con la máxima responsabilidad".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios