La resurrección taurina de Higuera

  • La inminente cita con Higuera marca en lo taurino este próximo fin de semana l Domingo Moya ha sido el responsable de poner en pie la cita con el tradicional festival benéfico de la serranía

LA mañana del fin de semana invitó a la ruta. Higuera era el motivo siete días antes de esto que les hablo, y siete días después es aún más motivo para hablar de ella. Higuera de la Sierra resucita de nuevo su festival. Una de las citas más asoleradas de la ruta taurina onubense vuelve a levantarse después de una temporada sumida en el abandono y el olvido.

Por eso la ruta serrana se hacía imprescindible para encontrar al hombre, prácticamente solo y sin mucho equipo, que ha hecho realidad lo que mañana anuncia Higuera: la cuarenta y una edición de un festival que siempre sustentó la ilusión de los más mayores y de los más niños.

Hace una mañana ideal. El camino desde Moguer es un despertar a las sensaciones de ese paisaje que la primavera abre entre jaras y la tintura del brezo casi púrpura entre los arcenes de la carretera. En la plaza de Higuera huele a pintura fresca en sus burladeros.

La sensación que le queda a uno es que Domingo Moya pertenece a esos bohemios del toro y enamorado de su pueblo. Allí, pintando burladeros y la propia plaza y esperando a Carnicerito de Úbeda que camina desde tierra jiennense camino de un tentadero, llega ese cambio de impresiones con un hombre que ha cambiado la tranquilidad de su rutina por la afición al toro y el cariño a su pueblo.

"Yo creo que mi afición al toro y el convencimiento de que Higuera tenía en su festival un patrimonio tan bonito y tan especial para todos es lo que me hizo tirarme para adelante, porque ya fue una pena que el año pasado nos quedáramos sin vivir ese día tan especial como es el del festival para el pueblo de Higuera".

A pocas horas de la celebración del festival está claro que la principal preocupación de este hombre es que los toros estén todos aquí a las once de la mañana y que los toreros estén también en condiciones de hacer el paseíllo.

Parece que todo está jugando a favor del festival porque el tiempo va a ser espléndido y el maestro Parada ya no se resiente de unas pequeñas molestias que tenía, y el resto de los toreros están dispuestos a cumplir con su compromiso.

Satisfacen las respuestas que el esfuerzo de Domingo ha venido a encontrar en el tiempo. "Veo ilusionadas a la gente. Todos me dicen que ánimos y para adelante y eso ayuda, qué duda cabe a pasar este trance en el que nos hemos metido. Es verdad que ha costado que nos creyeran que íbamos para delante, pero bueno, cuando se han visto ya los carteles en la calle, el ambiente se ha venido arriba y ahora mismo tenemos ya bastantes reservas de barreras de personas que son asiduas a nuestro festival y que les ha ilusionado también que el cartel se ponga en marcha. Los precios son módicos, entre 20 y 35 la más cara, y eso ha ayudado para que desde el Ayuntamiento me hagan llegar que el interés por ver el festival se ha ido para arriba en estos dos o tres días últimos. Ya se ha confirmado que la peña taurina de José Luis Parada en Sanlúcar se va a desplazar a Higuera; también lo ha hecho la peña de Carnicerito de Úbeda y la Peña Taurina de Almonte.

Parece ser que anda todo el mundo del toro volcado con el festival y por lo menos merece la pena el trabajo que se ha hecho".

Trabajo y nervios que se aúnan en estas últimas horas antes del festival. "Ha costado todo mucho porque yo nunca he estado participando de la organización anterior. Tanto que me costó sangre y sudor meter en algún cartel a algún novillero al que estuve ayudando, pero bueno eso es agua pasada.

Muchos pasitos que se han tenido que dar, ultimar todos los detalles, el embarque del ganado, la comida para los toreros, la plaza, en fin que parece que soy yo el que toreo.

Yo lo doy todo por bien hecho porque está mi pueblo, nuestra cabalgata, nuestros ancianos, y sobre todo porque el festival sirve de llamada para que ese día Higuera también sea una Fiesta desde las primeras horas del día y porque también se puede aprovechar para ver el museo taurino y el de la Cabalgata de Reyes, que se han inaugurado recientemente.

El festival de Higuera no debía perderse y afortunadamente parece que el esfuerzo que se ha hecho ha merecido la pena".

Esfuerzo, tesón y lucha de este Domingo Moya para quien la tensión de estas horas previas al festival no le hace perder la ocasión de la última apostilla en esta entrevista.

"Es justo pensar que esto ha sido también parte de una colaboración tremenda por parte del mundo del toro que se ha comportado con este humilde organizador que soy yo y no hay más que ver como yo he podido observar en cada caso con el cariño que tanto ganaderos como toreros vienen a colaborar con Higuera. Eso ha sido desde luego la mejor de la experiencias de todo este trabajo que nos ha tocado hacer".

Un trabajo que ahora sólo espera el esfuerzo y el reconocimiento del aficionado para que llene mañana sábado las gradas de una de las plazas más intimas y toreras con las que cuenta la serranía onubense. Una serranía que de nuevo huele a tarde de toros en una las épocas más bonitas del año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios