Carlos Suárez recupera su sitio

  • El capitán verde es el tercer nacional mejor valorado de la ACB, por detrás de San Emeterio y Fernández

Carlos Suárez, en el encuentro ante el Valencia Básket en el Carpena. Carlos Suárez, en el encuentro ante el Valencia Básket en el Carpena.

Carlos Suárez, en el encuentro ante el Valencia Básket en el Carpena. / efe

Es uno de los miembros de la guardia pretoriana de Plaza. Un jugador que las menos veces llega al excelente -en los cuartos de Copa sí lo hizo-, pero que siempre da el notable. Un tipo al que se examina más allá de los números, pero que también pasa el filtro por ellos. Se trata de Carlos Suárez, que vuelve a auparse como uno de los mejores nacionales de la ACB.

La fría estadística dice que ahora es el tercer mejor de la liga. Por delante están Fernando San Emeterio y Jaime Fernández. El primero es un incombustible de la competición y el segundo ha recuperado su baloncesto más allá de los Pirineos. Detrás aparece el capitán del Unicaja, que firma una temporada destacada. En 22 minutos sobre el parqué promedia 7.6 puntos, 4.9 rebotes y 2.2 asistencias para 13.3 de valoración. Baja algo sus números en Euroliga, donde el físico tiene más incidencia. El alero del Valencia Básket está en 17 créditos y el base del Morabanc Andorra 14.1. Un escalón por debajo lucen nombres de históricos de la Liga Endesa como Álex Mumbrú (13), Felipe Reyes (12.6) o Sergi Vidal (10.7), alguno de ellos en el ocaso de su carrera. Rallaba a ese nivel numérico Sergi García antes de abandonar Zaragoza, aunque sus medias se desplomaron al llegar a orillas del Turia, con una lesión mediante.

Teniendo en cuenta que no está Sergio Llull, cabe decir que quizá no es la época de mejores jugadores, en cantidad sobre todo, nacionales en la ACB, los de más nivel está en la NBA, pero sigue habiendo un nivel general bastante alto. De ahí el mérito de Suárez, que aún costándole sacrificio, previa adaptación física y mental, la metamorfosis del tres al cuatro ha sabido volver a codearse con la elite. Su labor dentro de los esquemas de Plaza es capital.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios