Chus Mateo: "No hay que perder en casa lo conseguido fuera"

  • Chus Mateo mantuvo la calma en los peores momentos y no quiere que la euforia se dispare cuando llegan los buenos y se encadenan cuatro triunfos consecutivos

Chus Mateo mantuvo la calma en los peores momentos y no quiere que la euforia se dispare cuando llegan los buenos y se encadenan cuatro triunfos consecutivos. Por ello, recuerda antes del partido ante el DKV Joventut que no hay vía para regodearse, sino para esforzarse aún más. “Sabía que la victoria fuera de casa llegaría, porque estábamos trabajando en buena línea, nos quedamos a las puertas en Vitoria, en Sevilla… y más tarde o más temprano iba a llegar. Mejor que ha ocurrido antes y nos hemos quitado esa pequeña presión de ganar fuera de casa, es un paso importante, un golpe encima de la mesa ante un rival directo que estaba por encima de nosotros", aseveró antes de recodar la trascendencia del duelo ante el conjunto badalonés: "Ahora no hay que perder lo que hemos conseguido fuera de casa y tenemos que corroborarlo en el Carpena. Aún hay muchos equipos muy cerca, estamos muy igualados y cualquier paso en falso te puede hacer pensar que otra vez das un traspié y miras hacia abajo. Hay que ser positivos porque las vibraciones son buenas, pero hay que seguir trabajando en la misma línea. Ganar a DKV Joventut sería alargar un momento bueno, sensaciones buenas, jugamos en casa y delante de nuestro público no podemos fallar. Es un partido peligroso donde toda esta euforia no puede trasladarse exageradamente en el vestuario. Debemos de dar una señal de madurez sabiendo cuál es nuestro trabajo, que es seguir ganando en casa, que es realmente donde debemos hacernos fuertes, no sólo porque nuestra afición está con nosotros, sino que damos una seguridad que nos permita sentirnos bien".

Mateo no niega que el ambiente para el trabajo ha mejorado. La predisposición siempre fue excelente, suele recalcar, por parte de los jugadores, pero cuando el resultado del buen trabajo llega, ello reconforta y limpia la atmósfera: "El hecho de que las victorias vayan llegando y los resultados sean positivos de forma continuada ayuda a que el ambiente de vestuario sea bueno. Desde que nos hicimos cargo del equipo las sensaciones han sido muy buenas, todo el mundo ha arrimado el hombro, se ha peleado para salir de una situación adversa, cuando han aparecido momentos de debilidad, cuando podía haber dudas de si podíamos ir hacia arriba, la gente ha aportado su granito de arena y todos hemos ido en la misma dirección. Si tenemos paciencia podremos corroborar nuestro trabajo. Hemos de ser ambiciosos siempre, lo que sucede es que jornada a jornada nos vamos dando cuenta de lo que somos capaces o de lo que son capaces los contrarios. Hay que pensar después de cada domingo qué ha hecho el resto, qué has hecho tú, cómo te sientes. Seguramente si dentro de tres jornadas seguimos en esta misma línea podemos pensar en más cosas. Ahora mismo debemos tener los pies en el suelo y pensar que hemos estar en play off que es nuestro objetivo prioritario".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios