unicaja

Chute de confianza

  • El cuadro cajista apabulla al Guaros de Lara con estelares actuaciones de Nedovic, McCallum y Díez

  • Debuta Shermadini y ya se vislumbra su protagonismo

  • Turno hoy para el Gran Canaria

Dani Díez Y Jeff Brooks presionan intensamente a un jugador del Guaros de Lara. Dani Díez Y Jeff Brooks presionan intensamente a un jugador del Guaros de Lara.

Dani Díez Y Jeff Brooks presionan intensamente a un jugador del Guaros de Lara. / fotografías: Álex cámara

Había sido idílica la pretemporada del Unicaja. No por resultados, donde estaba la mancha del Real Madrid, pero sí por el creciente nivel de las pruebas. Anoche se rompió en Granada esa productiva tendencia. Bailaron a su antojo los de Joan Plaza sobre el parqué del Palacio de los Deportes granadino. Un cuarto examen que dejó un sobresaliente en la parte superior derecha de la hoja, las primeras andanzas de Shermadini y espacio al técnico catalán para sacar la probeta. Viendo el vaso medio lleno, el objetivo a estas alturas es ir testando para ver qué puede tener visos de ser una mina en el curso y eso esa vía se exploró al límite.

Poco aguantó en pie Guaros de Lara. Si la diferencia entre ambas escuadras ya es sideral, el aguacero permitral inicial (9/10 en triples) verde cavó un socavón insalvable. Soluade, Díez y McCallum sirvieron los canapés en la fiesta de Nedovic. Tras perderse el Eurobásket, tenía el balcánico ganas de balonesto. Salió a comerse la pista y en 3 minutos ya lucía dobles dígitos para el 26-8. Una fiesta en la que pillaban todos, por lo que Alberto Díaz, ya recuperado de su esguince cervical, no quiso irse a casa de vacío. Inauguraba su casillero de puntos en esta pretemporada desde la esquina. 38-18 y 10 minutos para ver en vídeo.

El contraste de ideas era considerable. Un equipo a toque de corneta y otro sesteando. Cuando quiso bajó pulsaciones el Unicaja para ir catando cómo de bien la va a ir el cambio de gravedad en el juego. Viró para que el novel Shermadini ejerciera de faro. Estuvo fallón, pero se atisba el protagonismo que le tiene reservado Plaza. Con más kilometraje habrá más acierto porque calidad hay mucha.

La llegada del georgiano también dejó una hoja inédita en el librillo del entrenador. Augustine ejerció de cuatro por primera vez, algo previsto por Plaza, y Brooks jugó al tres. La novedad demostró estar en estado embrionario, pero este quintento alto puede dar más registros en una Euroliga muy física. Carrusel de ensayos que dejó un amplio 54-36 a la media parte.

No había sido el último bailoteo de Nedo en el guateque en la ciudad de la Alhambra. Siguió viendo el aro con pasmosa facilidad, 20 puntos al final, aunque su catálogo no se ciñó al tiro. Dejó alguna asistencia de highlight, que Brooks cazó en el cielo del Palacio y metió. También encontraba hueco Musli para sacar los dientes y mostrar su repertorio al poste (81-52). El pero de Plaza con él no está en ese lado de la cancha, pero no es mal punto de partida para ir rascando minutos.

El esprint final sirvió para que cogieran rodaje Waczynski y un Augustine que no acaba de encontrarse cómodo, todos como ala-pívot eso sí. También para que Guaros de Lara acumulase kilómetros de cara la Intercontinental del día 24 en Tenerife. No hubo rival en el compromiso inaugural en Granada, pero sí tiempo para experimentos. Siguen las buenas vibraciones, pero con Nedovic y Shermadini ya en el tren. Hoy espera el Gran Canaria a las 19:15.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios