unicaja | anadolu efes

Fe en repuntar

  • El Unicaja recibe al Efes, colista de la Euroliga, como último asidero para no descolgarse de la contienda por el 'play off'

  • Nedovic y Brooks, dudas

Carlos Suárez, en una jugada de un entrenamiento. Carlos Suárez, en una jugada de un entrenamiento.

Carlos Suárez, en una jugada de un entrenamiento. / unicaja b. photopress

En este tornado en el que intenta sobrevivir el Unicaja, guardan los de Plaza con especial recuerdo algunas noches memorables. De las que perdurarán en la retina con el paso de las temporadas. Hay al menos un manojo sustancial, donde se pueden destacar, quizá por gusto personal, la toma del Palau Blaugrana y el Menora Mivtachim, otrora Mano de Elías. No es éste un mérito exclusivo y es que también tiene colgadas esas insignias en su pared el Anadolu Efes, que esta noche (20:45, Multideporte) visita el Martín Carpena.

Lo hace como colista, lo que puede conducir a minusvalorar su potencial. El dato anterior ayuda a ponderar con más exactitud lo complejo que resulta salir vivo de cada una de las 30 afrentas que depara esta Euroliga. Guarda mucha miga el choque de esta noche para Unicaja (8-13) y Efes (6-15), que buscan un último gancho para no viajar cada semana -desde hoy quedan 9 jornadas por delante de la fase regular- por Europa sin más estímulo que echar unos euros al saco.

Los turcos llevan haciendo la comba en las últimas posiciones desde el inicio, pero los cajistas hace no tanto tuvieron ocasión de dar el salto. Desde entonces, solo un triunfo en seis partidos. No se descompuso el equipo de Plaza, que se aplicó en la Liga Endesa donde la Copa se desvanecía. Si en la ACB la manta tapó, en la Euroliga se quedó corta por escasos centímetros. Excepto el tropiezo en Milán, el resto estuvo en el columpio de los 2 puntos. Ahí se perdieron muchas de las fichas del Top 8, por el que aún no se quiere levantar la bandera blanca.

Cuesta entender como un equipo con la amalgama de talento del Efes tiene a 15 conjuntos por delante. La dinámica consumió a Perasovic, Ledo, Muric y Adams. Ocuparon sus puestos el volcánico Ataman y Tony Douglas. La llegada del técnico turco ha significado un leve repunte, no correspondido con resultados -su balance en Europa es de 3-6-. El base estadounidense, con más de un lustro NBA en sus piernas, da brío y desborde a los de Estambul. Dejó algún partido sobresaliente y aparece como otra arma sugerente. Ganaron protagonismo con la llegada de Ataman McCollum, en el radar verde este verano anterior y ahora capitán general azulón, y Derrick Brown, ya recuperado. También los ex verdes Dragic y Stimac, puntas de lanza en la mayoría de las victorias.

"Ninguno de los dos ha entrenado con nosotros, ninguno de los dos está en disposición de jugar mañana [por hoy]. Nedovic calentó y al mínimo contacto lo separamos. Veo muy difícil que esté Nedo. Brooks ni se vistió. Para el sábado lo veo muy difícil, francamente", reconoció Plaza ayer del par de lesionados. Si no entran, Salin seguirá dentro de los 12.

Los dos próximos compromisos del Unicaja en el torneo continental, ambos en el Carpena, parecen el único asidero al que agarrarse para ver accesible el play off. El técnico catalán, quizá con esa pizca de inconsciencia necesaria para abrazar cotas distinguidas, aún cree. Las matemáticas, seguramente la ciencia más exacta que se conoce, dicen que solo vale ganar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios