unicaja

La McN ya sintoniza

  • McCallum y Nedovic sumaron 38 puntos y 11 asistencias ante el Betis, conectando entre ellos en varias jugadas

  • Su entendimiento y progresión será determinante para el equipo

Ray McCallum entra a canasta ante el Betis. Ray McCallum entra a canasta ante el Betis.

Ray McCallum entra a canasta ante el Betis. / ACB Photo

La McN, la pareja formada por Ray McCallum y Nemanja Nedovic, da síntomas de sintonizar cada vez con mayor nitidez. Ante el Real Betis firmaron conjuntamente 38 puntos y 11 rebotes. 22 y cinco el serbio y 14 y 6 el norteamericano. Ambos se llevan muy bien, se conocen desde que coincidieron en los entrenamientos del draft de la NBA de 2013. Nacidos en 1991, coincidieron en California, uno en Oakland y otro en Sacramento. Y esa comunión comienza a plasmarse en la cancha.

Puede parecer una obviedad, pero si McCallum y Nedovic funcionan a un alto nivel se pueden esperar alegrías. No abundan parejas de perímetro con su calidad, ni siquiera en la Euroliga. Pero ambos tienen que demostrar regularidad y capacidad de liderazgo de manera conjunta. A McCallum aún se le ve algo tímido para encarar el aro, para ser más agresivo. Ante Fuenlabrada y Fenerbahce metió 10 y seis puntos, respectivamente. Todos en los sendos últimos cuartos de cada partido. Ha concentrado su producción. Ante el Betis, la dificultad del rival era más baja, McCallum aumentó números ya con el partido decidido. Pero Plaza mantuvo a los dos juntos durante varios minutos en esas circunstancias para alimentar esa sociedad. Y se encontraron para anotar y asistirse mutuamente. Es un mecanismo que se va afinando, las transiciones llevadas por uno de los dos y la culminación del otro cortando en diagonal hacia canasta.

Ray McCallum entra a canasta ante el Betis. Ray McCallum entra a canasta ante el Betis.

Ray McCallum entra a canasta ante el Betis. / acb photo

"Quiero que McCallum haga su juego, le pasé el balón porque le encuentro fácil, nos entendemos bien. Y la química irá creciendo entre nosotros. Necesita coger confianza, conocer en otro baloncesto cómo funcionan las cosas. Seguro que va a jugar muy bien, es un gran jugador", dice Nedovic sobre McCallum, que se expresa en una línea similar sobre el serbio: "Suena bien. Los dos debemos estar a gran nivel cada día. Cuanto mejor esté uno es mejor para el otro porque la vigilancia de las defensas se repartirá y para nosotros puede ser menos complicado encontrar huecos. Él puede anotar y hacer jugadas y yo puedo anotar y también crear juego. Pero no es sólo entre nosotros, también debemos conectar con los compañeros. Pasamos bien la bola, repartimos muchas asistencias ante el Betis [26] y eso es clave. Nuestra química va aumentando en cada partido".

Los dos, normal en octubre y sobre todo para un neófito como McCallum, andan en proceso de encontrarse a sí mismo. "Lo del Betis es algo que necesito hacer cada noche, no aisladamente. Necesitaba un partido así, jugar bien yo y también para el resto del equipo, no sólo anotar sino también dar asistencias y generar juego para los compañeros ", dice Nedovic, mientras que McCallum asegura que "vamos en la buena dirección, para mí es más cómodo en cada partido que juego. Pero esto es un proceso. Creo que poco a poco voy conociendo a mis compañeros mejor y creo que voy haciendo mejor lo que el entrenador quiere. También ellos conocen mis cualidades".

Una características de McCallum es que para anotar puede, por su rapidez y potencia, aprovechar capacidad de pase de los interiores para atacar el aro sin necesidad de tener el balón, sino finalizando. Con Suárez se le ha visto practicar esa suerte más de una vez. Sí es verdad que aún no lleva el peso de los partidos como, por ejemplo, lo hace Alberto. Es lógico en sus primeros meses en Europa y ahí tiene un enorme margen de progreso.

Tanto Nedovic como McCallum tienen ya, tras este descanso dominical, la mente puesta en la próxima semana, con duelos ante Olympiacos y Real Madrid. "Me acuerdo del año pasado cuando perdimos contra Estudiantes o Sevilla después de Euroliga o Eurocup. No va a ser fácil competir cerca de partidos duros europeos. Por eso estuvo bien ganar así al Betis. Esta semana tenemos un gran reto, pero es lo que queremos, jugar contra los mejores, como Olympiacos y Real Madrid", asegura Nedovic.

McCallum, por su parte, también se acostumbra al nivel de la Euroliga. "En el Fenerbahce había cuatro tipos que jugaron en NBA con continuidad, era un tremendo equipo. No jugamos bien ofensivamente, pero en defensa sí conseguimos pararles bien. Debemos de ser conscientes de que no gana siempre el equipo más talentoso y seguramente en la Euroliga hay varios más que nosotros. A ganas no debe ganarnos nadie", remacha McCallum. La McN, con sus desaplicaciones defensivas cuando están juntos, empieza a conjuntarse.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios