Un 'cuatro' de guardia

  • Dani Díez se entrena en esa posición con regularidad y está presto

Dani Díez. Dani Díez.

Dani Díez. / efe

El Unicaja sigue estudiando el mercado para fichar a un relevo para Giorgi Shermadini. Como se ha venido contando, no hay una pieza que seduzca y entre en los parámetros del club a día de hoy. El mercado, no obstante, no para. Lo que hoy es improbable mañana no lo es. Las opciones chinas tienen peculiaridades, hay algunos jugadores con pasaporte cotonou en la G-League pero no coinciden todos los parámetros que se buscan.

En estas, Plaza tiene que ahondar en las pruebas para guarecer el juego interior en caso de mayores contingencias. Una de ellas, que ya ha experimentado con anterioridad, es la de colocar a Dani Díez en la posición de cuatro. Al madrileño le falta algún centímetro, pero su capacidad reboteadora es alta y tiene fortaleza para no desentonar en contextos concretos. Su tiro es arma para abrir la pista y alguna carencia que intenta limar, como el bote para crear juego, se atenúa.

En los entrenamientos, Dani Díez se ejercita con regularidad como cuatro. "Me van rotando en esa posición para que me sepa también los sistemas", dice el alero madrileño, que no se siente incómodo ni extraño en ese lugar. "Para lo que haga falta yo estoy disponible. De pequeño jugaba de cuatro con bastante frecuencia. Tengo 24 años aún y no hace tanto de aquello...", bromea Díez, que en la temporada pasada compitió muy bien cuando la exigencia se elevó. En ésta está en pista 15 minutos con promedios de 4.6 puntos y 2.8 rebotes. En la anterior acabó con 18 minutos, 5.3 y 3.5, respectivamente. La competencia en el puesto con Waczynski y Milosavljevic se nota. Puede recuperar esos minutos en la posición de cuatro en este tramo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios