Andalucía, cuna para instruir el español

  • Desde la implantación del centro Enforex crecen un 30% los extranjeros interesados en aprender

Los idiomas son ya esenciales en el mundo profesional y las inmersiones lingüísticas tienen una gran demanda, un ámbito en el que la empresa española Enforex no para de crecer gracias a sus programas dedicados a la enseñanza del castellano a extranjeros, que ha crecido un 30% este año en Andalucía. El fundador de Enforex, Antonio Anadón, ha explicado a Efe que desde la implantación de su centro en Málaga hace poco más de un año "se han cumplido las estadísticas, con un aumento del 30% del alumnado extranjero" interesado en aprender español. Anadón señaló que dada la "inestabilidad política" de Barcelona, en el último año los centros de Enforex en esta comunidad han registrado un leve descenso "mientras otros centros como el más reciente en Málaga ha recibido mucha más demanda", por lo que se sitúa como una de las sedes más solicitadas en España junto a Madrid y Valencia.

Con más de 30 años de experiencia en el sector de los intercambios idiomáticos, Enforex nace de una experiencia personal de Anadón, que con 14 años viajó a Estados Unidos, donde vivió "una experiencia muy interesante de aprendizaje, que fue un cambio total en la forma de pensar" y que quiso transmitir de inmediato con la implantación de planes de intercambio "para que otros también lo vivieran". Tanto Enforex como Don Quijote, ambas del mismo grupo, están presentes en 13 países con 32 escuelas de español, ocho campamentos de verano internacionales y cursos de idiomas para adultos en el extranjero en los que se puede aprender inglés, francés, alemán, portugués, chino, japonés o ruso. "Desde 1989 se ha trabajado mucho, eso es lo que hace que la gente confíe en Enforex", dijo Anadón, quien afirma que "los valores como la perseverancia, los pequeños detalles y un buen equipo" dan como fruto grandes experiencias para las personas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios