Vivir

La Divina Pastora abre mayo en el corazón de Capuchinos

  • El cortejo partió desde el templo restaurado y el trono estrenó las túnicas de los portadores

La Divina Pastora atraviesa la plaza de Capuchinos. La Divina Pastora atraviesa la plaza de Capuchinos.

La Divina Pastora atraviesa la plaza de Capuchinos. / j. l. p.

La Divina Pastora de las Almas volvió a ser protagonista del mes de mayo en el barrio de Capuchinos. En su primera salida procesional tras la petición popular de su coronación canónica, la Virgen abrió con cohetes y numeroso público familiar las celebraciones desde el interior de su recién rehabilitado templo. La Virgen estuvo acompañada por la Unión Musical Maestro Eloy García.

Tras sonar el himno del Málaga Club de Fútbol y el de Andalucía, la imagen quedó dispuesta para atravesar los jardines de la plaza de Capuchinos. Con las notas de Divina Pastora se procedió a la maniobra necesaria para iniciar su salida de alabanza mientras caían aleluyas desde el templo.

El cortejo contó con una treintena de hermanos y devotos con cirios, así como con las representaciones de las hermandades de Dulce Nombre, Prendimiento y María Auxiliadora. En su caminar por la Alameda de Capuchinos sonó la marcha Reina de San Agustín, que abriría una cruceta acorde al cariz de esta procesión.

Entre los detalles que la procesión dejó para el recuerdo de los presentes se estrenaron las túnicas de portadores de trono, en color marrón, siguiendo el semblante franciscano. Igualmente, la Divina Pastora lució saya roja bordada en oro y manto celeste al hombro. Tras el trono se presentó una camiseta del Málaga Club de Fútbol así como flores de globoflexia entregadas a la salida del templo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios