San Lázaro recibe al Nazareno de los Pasos en Cuaresma

  • La hermandad del Rocío repone al culto al Cristo de Eslava Rubio tras la intervención realizada por Francisco Naranjo para culminar la labor inicial de Manuel Carmona

El Nazareno de los Pasos, ayer tras su reposición al culto en el interior de San Lázaro. El Nazareno de los Pasos, ayer tras su reposición al culto en el interior de San Lázaro.

El Nazareno de los Pasos, ayer tras su reposición al culto en el interior de San Lázaro. / J. L.P.

La imagen de Jesús Nazareno de los Pasos en el Monte Calvario, titular de la hermandad del Rocío, volvió a presidir la parroquia de San Lázaro tras ocho meses de ausencia. El restaurador Francisco Naranjo culminó la restauración de la talla tras la intervención del imaginero Manuel Carmona quien, tras complicaciones en su estado de salud por las que fue ingresado hasta en dos ocasiones, no pudo culminar y alteró parte de la policromía en los últimos meses.

Presentado ante los hermanos en un especial besacruz, dado que se recomendó a la junta de gobierno no exponer a la imagen en besapié en esta ocasión, la talla del Nazareno ocupó la nave del templo para iniciar sus cultos cuaresmales, aplazados por la necesidad de intervención en la propia imagen. A las 21:00 se celebrará el triduo hasta mañana y el domingo tendrá lugar la función principal a las 10:30. Hoy se realizará la adoración de la Santa Cruz y mañana la Eucarística.

En su estancia en el taller de Manuel Carmona, el autor hispalense ha modificado la estética de la piedra donde apoya su mano derecha el Señor, adaptando la fisionomía de la mano para un mejor apoyo sobre el montículo, que es de su factura. En la corona de espinas se aprecian igualmente algunas leves modificaciones.

Tras la fallida intervención por enfermedad de Carmona, la junta de gobierno, con el aval del cabildo de hermanos, decidió trasladar la imagen hasta el taller de Francisco Naranjo un día antes de su inicial reposición al culto a fin de proceder con la culminación del proceso de restauración y limpieza de la policromía.

El artista y restaurador ha modificado el sistema de anclaje de la cruz a la espalda del Señor, dotándolo de una mayor estabilidad, y ha trabajado por recuperar la policromía original que Antonio Eslava Rubio realizase al Nazareno en el año 1977. Sobre la base original, Naranjo ha consolidado los tonos originales y aplicado barnices para su prevención, eliminando repintes y capas de betún aplicada por anteriores artistas, lo que había tornado a una piel más morena en las zonas expuestas al aire por la propia oxidación del material. Finalmente, el artista ha subsanado algunas pérdidas de policromía propias del contacto e incidencias de alfileres.

La imagen del Nazareno de los Pasos fue retirada del culto el 12 de julio para ser sometida a un proceso de limpieza de la policromía en el taller de Manuel Carmona. El proceso inicial debía durar 15 días, si bien las dolencias y enfermedades vividas por el imaginero hispalense, de 79 años, retrasaron la intervención sobre la imagen. El calendario de intervención se prolongó en el tiempo hasta que, en enero, la corporación anunció el fin del proceso de restauración y la reposición al culto.

Testigos de la propia hermandad señalaron que las modificaciones realizadas por Carmona alteraban la concepción original de la imagen tanto en el rostro como en los ojos, por lo que, con la talla ya en Málaga, debieron suspenderse los actos previstos para acudir a Francisco Naranjo, quien ha culminado la restauración desde el mes de febrero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios