La otra cara de La Palmilla

  • Una exposición de fotografía documental muestra en La Térmica la nueva realidad del barrio malagueño

Los bloques característicos de la barriada de La Palmilla. Los bloques característicos de la barriada de La Palmilla.

Los bloques característicos de la barriada de La Palmilla. / M. h.

La Térmica acoge la muestra de fotografía documental Palma Palmilla, un proyecto que surge de la voluntad de romper prejuicios, abrir las puertas del barrio y plasmar las historias cotidianas de sus habitantes. Este proyecto colectivo, coordinado por la fotógrafa malagueña Marina Reina en colaboración con los vecinos del popular barrio malagueño, une la mirada social y contemporánea con las imágenes creadas en el taller fotográfico en el barrio.

La muestra, que se podrá visitar desde el 16 de marzo hasta el 22 de abril de 2018 en el centro de cultura contemporánea de la Diputación de Málaga, ha servido también para crear un archivo documental vecinal único, indicaron desde la institución provincial. Esta iniciativa comenzó debido a una beca de la Obra Social "la Caixa" que Marina Reina recibió en 2015. Así, fruto de la "curiosidad y la necesidad de conocer qué sucedía realmente dentro de los edificios y plazas del barrio" de la artista así como de "ofrecer una visión más allá del estereotipo de barrio peligroso y marginal que siempre le ha acompañado", surge la exposición. "Este proyecto es un paseo por un lugar desconocido; se trata de estar sensible y abierto a las sensaciones nuevas, que son muy potentes en el barrio", explicó Marina Reina. "Cuando decidí visitar Palma Palmilla, me encontré con una sensación de incertidumbre, pero también con algo muy especial, una especie de micromundo dentro de nuestra ciudad", detalló la fotógrafa, especializada en trabajos de índole social sobre la permeabilidad ente culturas, leguas, razas, economías y religiones diferentes, así como sobre las relaciones entre los emigrantes y habitantes del país al que llegan. Reina planteó su trabajo como el resultado de un intercambio cultural. Desde el año 2000, el barrio se abrió a otras culturas y razas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios