Sevilla

Andalucía devuelve al Estado la 'patata caliente' del taxi

  • La consejera de Fomento cree que debe haber una única ley nacional que vele por el interés de los consumidores por encima de los dos bandos enfrentados

  • La Junta creará un grupo de trabajo y se compromete a facilitar datos a los taxistas sobre las licencias VTC

El encuentro entre la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, y los taxistas. El encuentro entre la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, y los taxistas.

El encuentro entre la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, y los taxistas. / M. G.

Comentarios 28

La Junta de Andalucía es partidaria de que el conflicto del taxi y los VTC se resuelva con una única ley nacional que vele, sobre todo, por el interés de los consumidores. Así lo ha expuesto este jueves la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, después de su primera reunión con los representantes del sector del taxi. "Este asunto no puede derivarse a los ayuntamientos ni puede traducirse en 17 regulaciones autonómicas diferentes. Perjudicaría al usuario", ha dicho la nueva titular de Fomento tras el encuentro.

De esta forma, el nuevo Gobierno andaluz del PP y Ciudadanos devuelve de nuevo la patata caliente del taxi y los VTC al Estado. A su vez, el Ejecutivo socialista de Pedro Sánchez está preparando un decreto para dotar de mayores competencias a las autonomías en la regulación del sector del transporte de viajeros. Ni uno ni otro gobierno parecer querer afrontar el problema.

Mientras tanto, los taxistas pretenden que sean los ayuntamientos los encargados de legislar sobre esta materia, ya que pueden presionar mucho más en cada ciudad y obtener así más ventajas. El Ayuntamiento de Sevilla, que se ha mostrado favorable a las peticiones de los taxistas, cree que sólo puede presentar una serie de propuestas porque entiende que es la Junta la que debe crear el marco regulatorio común para toda Andalucía.

En definitiva, la guerra del taxi se está convirtiendo ya en una batalla política que no sólo se va a librar en las calles sino también en los despachos. Mientras los taxistas pelean para que Andalucía siga el ejemplo de Cataluña e imponga un plazo mínimo de espera para pedir un Uber o un Cabify (el Ayuntamiento de Sevilla quiere que ese plazo sea de media hora en la capital andaluza), el bando contrario, el de los VTC, cree que medidas de este tipo son discriminatorias y atentan directamente contra las normas de defensa de la competencia.

Un grupo de trabajo

En mitad de este teatro de las operaciones se ha producido este jueves la primera toma de contacto de la nueva Junta del PP y Ciudadanos con los representantes del taxi. La consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo, ha propuesto la creación de un grupo de trabajo y ha solicitado al Gobierno central la reunión urgente de la comisión que constituyó para abordar la regularización del servicio de los VTC.

Carazo, que se ha visto con la Federación Andaluza de Autónomos del Taxi (FAAT), Elite Taxi, la Confederación de la Costa del Sol y Solidaridad Hispalense del Taxi, ha escuchado las diferentes propuestas que el gremio le ha planteado en el marco del conflicto con los VTC, así como otras reivindicaciones históricas para modernizar el sector.

Los representantes del taxi, a su llegada a la Consejería de Fomento Los representantes del taxi, a su llegada a la Consejería de Fomento

Los representantes del taxi, a su llegada a la Consejería de Fomento / José Ángel García

Según ha informado la Consejería en una nota, la responsable andaluza de Fomento ha ofrecido "diálogo y colaboración" a los taxistas, "para encontrar el equilibrio entre ambos sectores y alcanzar así una convivencia normalizada que conlleve un mejor servicio al ciudadano". Para ello, ha propuesto la creación de un grupo de trabajo que arrancará en dos semanas, y ha trasladado a los representantes de los taxistas que solicitará la reunión urgente de la Comisión de Directores Generales de Transporte para abordar cómo las comunidades autónomas deben llevar a cabo la regulación de las condiciones de explotación de las licencias de VTC.

La consejera ha recordado que ya se celebraron dos reuniones de este grupo en Madrid, el 16 de octubre y el 17 de enero, y que la tercera estaba prevista para finales de febrero. Carazo ha propuesto adelantar esta cita "para consensuar lo antes posible una solución"

Datos de licencias VTC

La representante de la Junta se ha comprometido a facilitar a los taxistas los datos actualizados de las licencias de VTC aprobadas y judicializadas, así como a solicitar la puesta en marcha de la web de control de los servicios de transporte del Ministerio de Fomento.

Para Marifrán Carazo, es fundamental que existan criterios comunes y ordenados en todo el territorio español para que las diferentes modalidades de servicio de transporte puedan competir gracias a una regulación armónica del sector, velando por la seguridad jurídica en todo el territorio andaluz.

"Respetamos los intereses generales del taxi y de los VTC, pero velaremos, sobre todo, por los intereses de los consumidores. No consentiremos que se vulnere el derecho y la libertad de los usuarios, de ahí la necesidad de negociar", ha indicado la consejera.

Además, en la primera reunión de se han abordado otras peticiones del sector del taxi, como son la convocatoria de ayudas para vehículos adaptados, la utilización de aplicaciones digitales, el precio concertado, el prepago o la geolocalización.

"El objetivo es que los taxistas tengan herramientas para poder competir con los nuevos servicios de alquiler de vehículos con conductor", ha asegurado Carazo. Por primera vez en todo este galimatías, un representante político dirige el foco hacia la necesidad de modernizar el servicio del taxi para que pueda competir con los VTC desde la excelencia y la calidad, y no poniendo obstáculos a la actividad de éstos.

Tras el encuentro, los representantes del taxi han hecho un llamamiento a la calma a la y tranquilidad a sus afiliados, si bien han precisado que “la paciencia del taxista no es infinita”. La consejera los ha vuelto a emplazar a otra reunión para el 14 de febrero. Hasta entonces, día de los Enamorados, habrá un margen de confianza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios