educación

La Junta abarata un 56% el precio de los másteres universitarios no habilitantes

  • El coste del crédito en los grados se mantiene congelado por quinto año consecutivo

  • La bonificación del 99% por los aprobados en primera matrícula entra en vigor en el curso 2017/2018

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano / julio muñoz / efe

Comentarios 3

Los másteres universitarios no habilitantes se abaratarán un 56% a partir del próximo curso y costarán igual que los sí habilitan para el ejercicio profesional. El Consejo de Gobierno aprobó esta mañana el decreto de precios públicos para el curso 2017/2018 en las universidades andaluzas, que incluye además como principales novedad la bonificación del 99% por los aprobados en primera matrícula. En cuanto a los grados, el coste del crédito se mantendrá congelado por quinto año consecutivo en 12,62 euros para todas las ramas de los estudios, según explicó el consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano.

"Andalucía es una de las comunidades más accesibles para los estudios universitarios", señaló el titular de Economía. La reducción del precio de los másteres no habilitantes es posible gracias a que los Presupuestos Generales del Estado han ampliado hasta el 40% la horquilla sobre la que las comunidades pueden modificar las tasas universitarias, según apuntó el consejero. "Los precios están entre los más bajos de nuestro país", incidió Ramírez de Arellano.

El Gobierno andaluz considera que el decreto implica "una reducción de costes que tendrá un importante impacto para las economías familiares a la hora de afrontar la educación superior". Pese a ser una de las comunidades autónomas más baratas de España en términos absolutos, Andalucía es la segunda región donde las familias tienen que hacer un mayor esfuerzo en función de la renta per cápita

La medida estrella es la implantación de la bonificación del 99% en grados y másteres a los alumnos que no cumplan los requisitos para obtener la beca del Ministerio de Educación. El estudiante que haya aprobado todos los créditos en primera matrícula, entre las convocatorias de junio y septiembre, podrá ahorrarse el 99% del coste del siguiente curso, que se sitúa en una media de 749,4 euros. Respecto a los másteres, la bonificación se aplicará teniendo en cuenta los créditos aprobados en primera matrícula en los dos cursos académicos anteriores, siempre dentro del grado que le dio acceso al mismo.

El único requisito para beneficiarse de la bonificación es haber cursado el año anterior en una universidad pública andaluza. Se aplicará también en el caso de los estudios realizados dentro de programas de movilidad como Erasmus o Séneca, o los que se ejecuten mediante convenios específicos entre universidades.

Los alumnos que provengan de traslados de expedientes de otras universidades nacionales o extranjeras podrán beneficiarse de la medida a partir del segundo año, al igual que los estudiantes con beca del Ministerio de Educación que pierdan esta condición a lo largo de sus estudios.

La Consejería descarta que estas medidas produzcan un "efecto llamada" de estudiantes de otras comunidades que dificulten el acceso a los estudios de grado. Es más, confía en que repercuta positivamente en el número de alumnos de los másteres, muchos de los cuales adolecen de una preocupante falta de estudiantes. "El principal coste para las familias no es la matrícula, sino el desplazamiento. No esperamos a corto plazo un efecto llamada. Pero la realidad es que no sobran estudiantes universitarios en Andalucía. Estamos un 5% por debajo de la media de la OCDE", afirmó el consejero de Economía.

Ramírez de Arellano también mandó un mensaje de tranquilidad a las universidades al asegurar que no sufrirán el impacto económico de esta medida, estimada en unos 30 millones de euros. El Gobierno andaluz plantea financiar su aplicación en este curso mediante una modificación del presupuesto de 2017, y de cara al futuro, incluirla en el modelo de financiación que negocia con las instituciones académicas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios