Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

cómics

¡Agáchate, América!

  • 'Atrapado en un mundo que no es el suyo' traduce por primera vez al castellano esa maravilla que es el pato Howard de Steve Gerber.

Mi cómic favorito es el pato Howard de Steve Gerber. Lo adoro de principio a fin, desde la primera aparición del personaje en el número 19 de Fear, allá por 1973, hasta su última aventura, Creator's Rights, en la miniserie del sello MAX publicada en 2002. Me gustan especialmente las páginas dibujadas por Gene Colan (más aún cuando lo entinta Steve Leialoha), tanto en la cabecera mensual Howard the Duck como en la tira de prensa homónima, pero disfruto igualmente de la interpretación de artistas como Val Mayerik, Frank Brunner o Phil Winslade. De este último, guardo en mi colección el original de un inédito que retrata al pato y su compañera Beverly en dos poses distintas: la tradicional y la del sello MAX, con el pato convertido en rata. Es uno de los trofeos de mi colección, que incluye todas las ediciones y reediciones habidas de los tebeos de Gerber, recortes de periódico de las dailies y Sundays de la tira de prensa originales, material promocional de los años 70, cromos, pegatinas, figuras del pato de distinto tamaño, viejos fanzines, pósters, la lámina conmemorativa publicada por Hero Initiative (firmada por Frank Cho y con el hueco vacío bajo el nombre de Gerber, que se murió justo antes de poder estampar su rúbrica), guiones inéditos de proyectos televisivos de Gerber y Martin Pasko para Ruby-Spears con otras aves similares a Howard y un montón de cosas más. Podría decirse que estoy obsesionado con el personaje, pero eso no sería del todo exacto. Me obsesiona el pato Howard de Gerber, el resto no me interesa. De hecho, no considero que sea el mismo personaje cuando lo realizan otros autores.

Un tebeo existencialista, sofisticado y posmoderno. Un tebeo existencialista, sofisticado y posmoderno.

Un tebeo existencialista, sofisticado y posmoderno.

Ty Templeton, guionista de una curiosa miniserie del pato entre 2007 y 2008, ofreció en una entrevista para la revista Back Issue la supuesta fórmula de un tebeo de Howard: "un tercio parodia de los cómics Marvel, un tercio culebrón y un tercio sátira social". La propia idea de reducir el arte a una fórmula me resulta absurda. En palabras de Mary Skrenes, amiga y colaboradora de Gerber: "Todo el mundo sabe que nadie podría escribir realmente a Howard, excepto Steve. La voz de Howard era Steve. (…) La visión del mundo de Gerber era única y estaba influida por su profundo amor por Superman, los programas de televisión, las noticias, Marshall McLuhan y un apetito voraz hacia la historia y los hechos cotidianos. Creía en la verdad y la justicia y sabía que el Medio es el Mensaje". Bingo.

Atrapado en un mundo que no es el suyo traduce por primera vez al castellano esta maravilla que es el pato Howard de Steve Gerber, un tebeo existencialista, sofisticado y posmoderno del que apenas se sabe nada en nuestro país. Van aquí las apariciones del pato en Fear, Man-Thing, Giant-Size Man-Thing, los primeros 14 números de su cabecera, el Annual 1 y el cruce con los Defensores en las páginas de la serie Marvel Treasury Edition, todo firmado por Gerber entre 1973 y 1977, lo que equivale, más o menos, a la mitad de su trabajo con el personaje. Os lo recomiendo apasionadamente, ya lo he dicho, es mi tebeo favorito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios