fútbol lTercera División

El Estepona aceptaría la plaza si se la ofrecen

  • Los descensos por impagos pueden abrir una puerta al club malagueño para estar en Segunda División B esta temporada

La Segunda División B se resquebraja por las deudas. A lo largo del día de ayer se confirmaban, salvo milagro, los descensos administrativos de Ceuta y Puertollano. Ambos clubes no abonaron las cantidades pendientes con la AFE, por lo que jugarán en Tercera División la próxima temporada. Ello obliga a reestructurar el grupo. Precisamente en ese mismo Grupo IV, al que pertenece Málaga, también se encuentra con problemas el Badajoz, que mañana podría confirmar el tercer descenso por impagos.

La prioridad para comprar dichas plazas será para los clubes de Tercera del grupo territorial al que pertenezca el equipo descendido por deudas que acumule más puntos entre el campeonato regular y el play off. Por lo tanto, un equipo andaluz (Mairena), un extremeño (Extremadura) y un castellano manchego (Villarrobledo).

En caso de que alguno de estos clubes decidieran no hacerse con la plaza se correría el escalafón para los siguientes equipos mejor clasificados en Tercera, los descendidos de Segunda B y resto de clubes interesados, en este orden. Muchos de ellos no pasan por un buen momento económico, como es el caso del Mairena, por lo que el Estepona podría tener una opción y optar a dicha plaza. Desde el conjunto esteponero se ve con buenos ojos la oportunidad y el presidente ya ha mostrado su conformidad para asumir la cantidad pertinente y estar la próxima temporada en Segunda B.

Y es que, además de estos descensos (se confirmarán mañana), podría aumentarse el número de plazas vacantes ante los impagos del aval que deben abonar otros 18 clubes antes del 5 de julio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios