Economía

El PIB turístico sufre un desplome de 106.000 millones y retrocede a 1995

  • El ‘lobby’ empresarial Exceltur calcula que el peso del sector en la economía española ha pasado del 12,4% al 4,3%

Aeropuerto de Jerez Aeropuerto de Jerez

Aeropuerto de Jerez / Pascual

El año 2020 se cierra con un desplome del PIB turístico (actividad directa e indirecta) de 106.000 millones de euros, un 69% respecto a 2019, como consecuencia de la práctica paralización del sector desde el principio de la pandemia de la covid-19, en marzo del año pasado, lo que supone volver a los niveles de hace 25 años, en 1995.

Exceltur, la alianza para la excelencia turística, en la que están integradas 34 empresas de toda la cadena de valor, presentó su informe sobre el cierre del año, que utiliza la metodología de la cuenta satélite del INE para estos cálculos del PIB y dibuja un panorama desolador: el peso del sector en la economía española ha caído del 12,4% que representaba en 2019 al 4,3%.

También ha tenido un gran impacto en el empleo, con 728.000 puestos de trabajo afectados a final del año: 435.000 en expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) y 293.000 personas que perdieron su trabajo. Si en la economía en su conjunto el empleo ha caído en un 2,5%, en el turismo lo ha hecho en un 38%, dijo en un encuentro con los medios el vicepresidente de Exceltur, José Luis Zoreda.

Este descalabro ha llevado a esta alianza a demandar del Gobierno un “sólido” plan de apoyo y rescate al sector, homologable al de otros países de la Unión Europea, con un paquete de ayudas no reembolsables de 5.316 millones de euros para los próximos seis meses, la conversión del mecanismo de los ERTE en estructural y un rápido calendario de vacunación para liberar las restricciones a los viajes. En 2020 el desplome ha sido mayor en las llegadas de turistas internacionales, –han venido 65 millones menos que en 2019 por los cierres de fronteras y las limitaciones a los viajes– pero se han dejado sentir también en los movimientos interiores, que han bajado más del 40 %.

Los confinamientos, la inseguridad sanitaria, las limitaciones a los viajes, la imposición de pruebas PCR para los visitantes extranjeros y la debilidad del turismo interior remataron un año “dramático”.

El declive comenzó a partir de mediados de marzo, con alguna tímida recuperación en julio y la primera mitad de agosto, para volver a caer a partir de entonces.

Para el cierre de este 2021, Exceltur anticipa que el PIB turístico puede alcanzar los 96.369 millones de euros, es decir, 48.000 millones por encima de 2020, pero todavía un 37,6% aún por debajo de los 154.487 millones de 2019. En porcentaje del PIB, el turismo subiría al 8,2% en 2021.

La mayoría de los empresarios (un 74 %) cree que la total recuperación de las ventas de 2019 no se producirá hasta, al menos, la segunda mitad de 2022, siempre que cuenten con ayudas directas, no en forma de préstamos, para superar la “creciente agonía” de liquidez y las posibles pérdidas de solvencia. Para el conjunto del año 2021, los empresarios turísticos esperan cerrar con un volumen de ventas todavía un 45,4% por debajo de los niveles de 2019, aunque supondría recuperar 25 puntos de la caída del 70% de 2020. Para el primer trimestre avanzan descensos del 79%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios