Turismo

Las tecnologías revolucionarias para el turismo

  • Un informe de la London School of Economics destaca el peso que tendrán la inteligencia artificial y la realidad virtual

La inteligencia artificial, la realidad virtual y el uso de tecnologías portátiles podrían desencadenar una "verdadera revolución" en la industria de distribución de viajes en el futuro, según afirma un estudio realizado por la London School of Economics y encargado por Amadeus, proveedora de soluciones tecnológicas para el sector turístico. 

 

El informe prevé que las presiones de la industria y los consumidores generarán una mayor complejidad tanto en los contenidos como en las tecnologías. Además, los clientes comienzan a esperar contenidos más personalizados en toda su experiencia de viajes, por lo que las tecnologías que gestionan la diferenciación entre los servicios y las tarifas de las líneas aéreas irán haciéndose cada vez más sofisticadas. 

 

Además, aquellos actores que no sean capaces de innovar a una velocidad suficiente para adaptarse a estos cambios podrían perder oportunidades de crecimiento, tal y como indica el informe. 

 

En general, en este estudio se considera que las expectativas que los consumidores tienen del comercio minorista se propagarán rápidamente al sector de la distribución de viajes obligando a los actores de esta última industria a responder a ellas mediante colaboraciones amplias que permitan la agregación, el procesamiento y el aprovechamiento de los macrodatos derivados de ellas.

 

El papel de los gatekeepers (o guardianes), los gigantes de la informática con interfaces de consumidores de primer nivel, continuará ampliándose dentro del sector de la distribución de viajes, particularmente mediante el uso de asistentes virtuales, tecnologías de pago y soluciones de integración en redes sociales. 

 

Es muy probable que la envergadura y el poder de los "grandes metabuscadores de viajes híbridos" (agencias de viajes on line con marcas de alcance mundial y capacidades de metabúsqueda) sigan aumentando. Por tanto, su influencia sobre la cadena de distribución se incrementará gracias a la posibilidad de negociar mejores contenidos y condiciones sin dejar de recibir comisiones. 

 

Para evitar confundir a los consumidores y perder oportunidades, el informe recomienda que la distribución industrial deje atrás el paradigma de acuerdos y relaciones contractuales bilaterales. Además, los modelos de negocio del ámbito de la distribución deberán evolucionar para incluir en mayor medida la innovación compartida, la cultura de la experimentación y las alianzas transectoriales. 

 

Las plataformas de economía compartida continuarán creando nuevos mercados y erosionando las cuotas de aquellos proveedores y sectores con funciones de intermediación. Esto obligará a la industria a adaptarse a este mercado cambiante y vigilar de cerca el impacto de las normativas sobre competencia en las diferentes regiones a medida que los reguladores legislan el nuevo entorno. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios