Entrevistas

El humo del tabaco sale de los bares

lLa nueva ley antitabaco entró ayer en vigor y la imagen más clara de su puesta en marcha pudo verse en el exterior de los bares y restaurantes de la capital. La normativa prohíbe que las personas puedan encenderse un cigarrillo en los espacios públicos cerrados y este escenario ha hecho desaparecer el humo en apenas 24 horas. Los clientes han de salir ahora a la calle, a la puerta del establecimiento en el que se encuentren si así lo desean, para fumar. A pesar de la polémica que ha suscitado este asunto desde hace meses, los responsables de estas instalaciones hosteleras tuvieron que convertirse en una especie de vigilantes para evitar que algunos de sus clientes infringieran la ley. El nuevo escenario que establece la normativa generó además intensos debates en numerosos bares. Quienes no fuman, lógicamente, se mostraban satisfechos de su puesta en marcha.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios