Premio Promesas de la Alta Cocina 2020

Edgar Álvarez, el joven de Estepona que pasa del pollo asado de la abuela al Cordon Bleu

  • El estudiante del IES Hostelería de San Roque (Cádiz) asume con ilusión su entrada en el concurso Promesas de la Alta Cocina 2020 de la prestigiosa escuela

Edgar Álvarez, aspirante del Premio Promesas de la alta cocina de Le Cordon Bleu.

Edgar Álvarez, aspirante del Premio Promesas de la alta cocina de Le Cordon Bleu.

Edgar Álvarez es uno de los 50 alumnos de cocina que han sido seleccionados en toda España para competir en la séptima edición del premio Promesas de la Alta Cocina de Le Cordon Bleu Madrid. Nacido en Estepona viaja mentalmente a su infancia y recuerda que, con 5 años, cocinaba pollo asado junto a su abuela Orencia. "Le salen geniales", asegura.

El joven de 21 años, está en el segundo año del ciclo superior en dirección de Cocina en el IES Hostelería de San Roque (Cádiz). Antes estudió el ciclo medio de Cocina y Gastronomía en el mismo centro, con el que inició su formación profesional en el mundo de los fogones. "Es un centro con mucha antigüedad y exigencia", destaca el estudiantes, que entre semana vive en la residencia del centro. 

Fue en el prestigioso Guadalpin Banús de Marbella donde Álvarez realizó su primera incursión como alumno en prácticas en una cocina profesional, tras cursar su ciclo medio. Una experiencia que recuerda con gusto por la oportunidad de crecimiento profesional que supuso.

De eso ya ha pasado algún tiempo, y ahora su cabeza no deja de idear posibles recetas, combinaciones y maridajes, ya con la mente puesta en el certamen de Le Cordon Bleu. "Cuando supe que había sido seleccionado daba saltos de alegría. Es una gran oportunidad para vivir la experiencia del concurso y, en caso de ganar, las importantes becas de formación que ofrecen", apunta el joven, que no tiene ningún antecedente familiar en el mundo de la restauración. 

Sin embargo, este no será el primer concurso ni la primera situación de presión a la que se enfrente este alumno. Édgar Álvarez fue el ganador de la edición de Andalucía Skills 2018, certamen en el que los estudiantes de Formación Profesional de toda la región se miden en sus respectivas familias profesionales. "Fue una experiencia única que aspiro a repetir ahora", apunta. En el certamen nacional, Spain Skills, quedó séptimo. 

Los candidatos al Premio Promesas de la Alta Cocina tienen hasta el 31 de enero para presentar una vídeorreceta de cinco minutos de duración siguiendo unas pautas marcadas por Le Cordon Bleu Madrid. La receta contará con elementos de libre elección por parte de los candidatos aunque tendrán que estar basadas en un ingrediente principal. 

"Me siento cómodo con el pescado, pero en realidad puedo adaptarme a cualquier producto", explica el joven, quien se confiesa amante de probar todos los sabores posibles de la cocina. "Como buen cocinero, me gusta comer", reconoce. 

A finales de febrero, en función de los votos obtenidos con la vídeorreceta y la deliberación de un jurado, se conocerá al grupo de diez finalistas que se medirán en la gran final de abril

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios