Hijo de los duques de Sussex El primer 'photocall' de 'Baby Sussex'

  • El príncipe Enrique y Meghan Markle, felices y emocionados, presentan a su primogénito en el castillo de Windsor.

Los duques de Sussex, pendientes de su bebé. Los duques de Sussex, pendientes de su bebé.

Los duques de Sussex, pendientes de su bebé. / Efe

Comentarios 0
Meghan y Enrique, en el salón de San Jorge de Windsor, con su hijo. Meghan y Enrique, en el salón de San Jorge de Windsor, con su hijo.

Meghan y Enrique, en el salón de San Jorge de Windsor, con su hijo. / Efe

Los duques de Sussex han presentado a su hijo primogénito a los medios de comunicación. Lo calificaron de "un sueño", "mágico" y una "auténtica alegría". Radiantes de felicidad –y también visiblemente cansados–, el príncipe Enrique, quien llevaba al bebé en brazos, y Meghan Markle posaron ante un reducido número de fotógrafos durante una sesión que transcurrió en el majestuoso salón de San Jorge del castillo de Windsor. Muy cerca, en su nuevo hogar de Frogmore House, la feliz mamá se está recuperando del parto del lunes junto a su recién estrenada familia y su madre Doria Ragland.

Tardó más que sus primos, los tres hijos de los duques de Cambridge, pero por fin el bebé de los duques de Sussex protagonizó su primer y esperado photocall. Dos días después de asomar por primera vez a este mundo, sus padres compartieron con la prensa, con él en brazos y dormido durante toda la presentación, cómo están viviendo sus primeros días como papás primerizos y a quién se parece el recién nacido. El príncipe Enrique y Meghan, con un vestido blanco sin mangas y con cinturón bajo el pecho, cumplieron así con la tradición de ofrecer a la prensa una sesión de fotos gratuita de cada recién llegado a la familia real británica. Lo hicieron, eso sí, a su manera, porque lo habitual es que el posado se realice a la salida del hospital, después de recibir el alta médica la madre.

"Tengo a los dos mejores chicos del mundo, así que estoy realmente feliz", declaró Meghan, a la que no veíamos desde el Día de la Commonwealth en marzo. Y añadió que el bebé, quien llevaba un gorrito blanco de puinto e iba envuelto en una toquilla del mismo color con detalles calados, "tiene un temperamento muy dulce, es muy tranquilo". "No sé de quién habrá sacado eso", apostilló por su parte el príncipe Enrique entre risas.

Primer plano del niño, dormido en brazos de su padre y con la mano amorosa de su madre. Primer plano del niño, dormido en brazos de su padre y con la mano amorosa de su madre.

Primer plano del niño, dormido en brazos de su padre y con la mano amorosa de su madre. / Efe

Después los periodistas les preguntaron a quién se parece físicamente el niño. "Todavía estamos intentando averiguarlo", dijo la duquesa. "Todo el mundo dice que los bebés cambian mucho durante las dos primeras semanas, así que estaremos pendientes de ver cómo transcurre este proceso de cambios a lo largo de este mes. Su aspecto cambia cada día, así que quién sabe", respondió por su parte Enrique. Aunque lo cierto es que, a primera vista, los rasgos redondeados de su carita se asemejan mucho a los de su progenitora.

El pequeño, el primer mestizo que nace en el seno de la familia real británica dado que la madre lo es, figura como séptimo en la línea sucesoria después de su padre, sus tres primos (Jorge, Carlota y Luis), su tío (Guillermo) y su abuelo (el príncipe Carlos).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios