Gastronomía creativa

Te vas a comer estos papeles

  • El chef murciano Firo Vázquez de Parga presenta en Nikki Beach Club de Marbella una selección de sus platos con papel comestible

Tartar de atún rojo con ajoblanco y guarnición de papel comestible Tartar de atún rojo con ajoblanco y guarnición de papel comestible

Tartar de atún rojo con ajoblanco y guarnición de papel comestible / Santi

En uno de los puntos más imprescindibles de la Costa del Sol, el Nikki Beach Club, el chef Firo Vázquez de Parga ha sorprendido con sus creaciones gastronómicas con papel comestible.

Sí, los papeles de Firo se comen, un signo de distinción de su veterano local, El Olivar, en la población murciana de Moratalla. Exhibe sabiduría y su espíritu optimista, que conjugan tan bien con las instalaciones marbellíes donde ha presentado en forma de acontecimiento una selección de sus especialidades. Un guiño en Nikki, club que presume de estilo de vida y hospitalidad, y que lo consigue a golpe de reinventarse y mantener estándares de calidad.

Firo atiende a los comensales del Nikki Beach Firo atiende a los comensales del Nikki Beach

Firo atiende a los comensales del Nikki Beach / Santi

Trampantojos, vajilla, o sobres crujientes son algunos usos en papel comestible que forman parte del menú de Firo. Prepara un libro en cuyo interior se degustan unas gambas cuyo sabor al ajillo se encuentran entre las páginas fritas troqueladas en una destructora de papel y que se comen con palillos como si fueran fideos orientales.

Un huevo de codorniz con chorizo donde nada es lo que parece: viene en un tajín con la apariencia de un huevo de serpiente, en el que el envoltorio de papel le dan ese aspecto tan reptiliano a un sabor tan nuestro y castizo. Y así... mil hojas, cómo no de papel, con materias primas seleccionadas; un papel asado que acompaña a un atún rojo sorprendiendo con un ajoblanco malagueño... de ajo negro. Un carré de cordero lechal con crujiente de papel de cordero...

Carré de cordero lechal con papel de cordero y flores Carré de cordero lechal con papel de cordero y flores

Carré de cordero lechal con papel de cordero y flores / Santi

Y en lugar de un papelón, un ‘pepelot’ de manzana al horno en papillote, un sobre que además recuerda a los que de pequeños coleccionamos los soldaditos de Montaplex.

El menú de Firo es donde no se pueden perder los papeles, porque estos están siempre presente, en la carta, las viandas, los sabores y en la fecunda imaginación de su creador, que no para de inventar desde su restaurante murciano con dos soles en la Guía Repsol. Un lugar donde también es santuario para el aceite de oliva virgen. También promueve una app gratuita, GastrOleum para conocer las cualidades de cada marca y variedad.

“Lo del papel surgió con el 400ª aniversario del Quijote. Qué mejor alimento para el hidalgo que aquello libros de caballería. Y creé las hojuelas de don Quijote, páginas que se pudieran saborear”, narra el chef, que también fue jugador de baloncesto.

El papel comestible se convierte para Firo en un ingrediente y en decorativas guarniciones de nuestras recetas tradicionales. Y hasta se transforma en tipi, el símbolo de Nikki Beach, para albergar las sorpresas de los postres y añadir sabor a la brisa marbellí.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios