Málaga

Alemania quiere la tecnología andaluza

  • Directivos de empresas germanas y malagueñas se reúnen en la Cámara de Comercio

  • Un experto afirma que las firmas tecnológicas alemanas necesitan más de 20.000 empleados especializados para poder atender su demanda

Representantes de las empresas alemanas y malagueñas que se reunieron ayer en la Cámara de Comercio. Representantes de las empresas alemanas y malagueñas que se reunieron ayer en la Cámara de Comercio.

Representantes de las empresas alemanas y malagueñas que se reunieron ayer en la Cámara de Comercio. / A. R. (Málaga)

Alemania ha sido siempre sinónimo de país tecnológico gracias al nacimiento de grandes firmas como Volkswagen, BMW, Siemens, Bosch o Lidl, entre muchas otras. De hecho, si España tuviera ese tipo de empresas su peso en la economía mundial sería mucho mayor. Un producto hecho en Alemania da sensación de calidad y actualmente su oferta es incapaz de cubrir toda la demanda existente, por lo que están reclamando alianzas con otras compañías tecnológicas principalmente europeas. Andalucía puede salir beneficiada en esa relación y la clave es saber poner en contacto a unos con otros. Con ese objetivo, la Cámara de Comercio de Málaga acogió ayer un encuentro con representantes en España de tres firmas germanas –que también se ha realizado en Sevilla– para analizar posibles sinergias.

“El mercado alemán es muy solvente y hay una gran oportunidad de negocio en todos los temas relacionados con la ciberseguridad, el big data o el trabajo en la nube”, explicó Juan José Beltrán, directivo de la consultora española Streye especializada en el trato con empresas alemanas. Beltrán detalló que “en estos momentos hay 20.800 puestos de trabajo vacantes en Alemania porque no tienen suficientes técnicos para atender la demanda, por lo que están pidiendo a muchas empresas del sector TIC que les ayuden a suplir esa deficiencia de mano de obra”. Este experto afirmó que, por ahora, las que se están llevando el gato al agua son las empresas tecnológicas de la República Checa y de los Países Bajos por su cercanía con el país germano al ser frontera, “pero es una oportunidad para las empresas andaluzas porque tienen un mejor producto que los checos”.

La economía alemana no está atravesando su mejor momento. Se prevé que este año crezca a un ritmo menor, incluso por debajo del 1%, y ya están analizando las primeras medidas para sortear ese menor impulso. No obstante, el sector tecnológico va a contracorriente. “Alemania quiere elevar un 11% las importaciones de productos tecnológicos en 2019 y, si bien es cierto que a escala general están preocupados porque su economía se está parando, en el sector TIC esperan crecer un 6%, por lo que es un sector sólido”, precisó Beltrán.

Directivos de las firmas germanas Bable –especializada en la creación de soluciones para ciudades inteligentes–, Con Terra –dedicada a aplicaciones tecnológicas–, y Zschimmer-Schwarz –una empresa de productos químicos– dieron a conocer sus proyectos y se reunieron de forma bilateral con representantes de empresas malagueñas que se habían inscrito previamente en la jornada. “Estamos en un proceso de digitalización y requerimos socios”, afirmó, por ejemplo, Alejandro Martínez, directivo de la filial de Zschimmer-Schwarz en España. “Estamos abiertos a un trabajo conjunto para alcanzar la visión de ciudad inteligente que tenemos y ya contamos con socios en 15 países”, subrayó Hernán Pájaro, representante de Bable, mientras que Francisco Girón, de Con Terra, destacó que trabajan en un proyecto de gestión de flotas de máquinas quita nieve en Baviera o en otro de redes con Vodafone.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios