Málaga

El Ayuntamiento admite un error en la instalación de urinarios junto al Sagrario

  • La empresa contratada por Servicios Operativos los trasladará hoy a Postigo de los Abades

Los sanitarios ayer, situados en la fachada de la iglesia Los sanitarios ayer, situados en la fachada de la iglesia

Los sanitarios ayer, situados en la fachada de la iglesia / marilú báez

Comentarios 1

Entre la calle Santa María y Postigo de los Abades hay 250 metros lineales de recorrido a pie, unos tres minutos a paso normal y sin excesivo tráfico peatonal. Pero esta distancia, a priori nimia, puede suponer la diferencia entre afectar la imagen de un Bien de Interés Cultural (BIC) datado de los siglos XV y XVI o saciar las necesidades básicas de los feriantes del centro histórico.

Ayer este periódico recogía que cuatro urinarios habían sido instalados junto a la fachada exterior de la iglesia del Sagrario, en el entorno de la Catedral de Málaga. Un día más tarde, el Ayuntamiento admite que la localización de estos retretes públicos es un error cometido por una empresa contratada para su instalación y que hoy se trasladarán al lugar acondicionado para ello. La concejala de Servicios Operativos, Teresa Porras, declaró ayer que la instalación de los sanitarios públicos en la calle Santa María es "un error de la propia empresa" contratada, y aseguró que "mañana -por hoy, lunes- se instalarán donde he dicho".

Así, la localización válida para los urinarios públicos será en la calle Postigo de los Abades, junto al edificio de la antigua Telefónica, donde "estaban marcados en el plano", aseguró la concejal.

Igualmente, Porras negó que la Junta de Andalucía -la Administración competente de preservar y conservar el patrimonio catalogado como BIC- se pusiera en contacto con el área municipal para aclarar lo sucedido. No obstante, quiso añadir que dicha instalación "no es ningún delito, es un error. La empresa lo subsanará mañana", matizó.

La instalación de urinarios públicos en lugares emblemáticos como la Catedral también ocurrió durante la Feria de 2017, cuando ocuparon un espacio de la fachada sur del templo, tras lo que la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía abrió un expediente al Ayuntamiento de Málaga para aclarar lo sucedido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios