Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Málaga

Coronavirus Málaga: La Guardia Civil pide ayuda a farmacias para ver si mayores no van por medicinas

Una famarcia de la capital. Una famarcia de la capital.

Una famarcia de la capital. / Javier Albiñana

La Comandancia de la Guardia Civil se ha puesto en contacto con el Colegio de Farmacéuticos malagueño para solicitar a estos profesionales su ayuda para detectar casos de personas mayores que hayan dejado de acudir a las oficinas de farmacia durante el estado de alarma por el COVID-19 y ante la posibilidad de que necesiten ayuda.

Desde la Guardia Civil se pide, en la medida de lo posible, que se les informe desde la farmacia, bien en el puesto más cercano o a través del 062, de casos que hayan detectado de mayores que no estén acudiendo a estas oficinas con la periodicidad programada a recoger los medicamentos que tuvieran prescritos o si tienen conocimiento de alguna incidencia sanitaria relacionada con estas personas.

Todo ello ante la posibilidad de que esto se pudiera deber a estar afectados por coronavirus y para que los agentes de la Guardia Civil comprueben que estas personas están en buen estado y debidamente asistidas, según el documento consultado por Europa Press. Así, en la petición se destaca que el personal de las farmacias son un elemento “proactivo” para la detección y alerta temprana de problemas que afectan a la seguridad de personas de avanzada edad que son habituales clientes de estos establecimientos.

El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Málaga, Francisco Florido, ha subrayado que esta medida se realiza dada la proximidad que tienen las farmacias en pueblos o en barrios donde se conoce la realidad prácticamente individual de cada paciente y haciendo hincapié en esas personas mayores que no estén asistiendo con la periodicidad que deben a por sus medicamentos habituales.

Un hecho que pudiera deberse a que “tiene dificultades porque viven solas y no hay un vecindario que detecte el problema”. “La farmacia es un punto muy estratégico en el barrio o en los pueblo donde se ubican y se conoce a toda la comunidad por lo que si se detecta alguna anomalía se puede poner en contacto con la Guardia Civil para proceder si fuera necesario”, manifestó.

En este sentido, ha recordado que junto a la Diputación de Málaga se puso en marcha una campaña al inicio del confinamiento derivado del estado de alarma para prestar ayuda a las personas mayores y detectar las que viven en soledad. También, en los municipios de menos de 20.000 habitantes, en concreto en las 188 farmacias de los 87 localidades más pequeñas se colabora también para divulgar el número de teléfono gratuito (900 77 11 77) al que pueden llamar las víctimas de violencia de género y donde se garantiza el anonimato.

Igualmente, la Policía ha solicitado la colaboración de las farmacias para hacer un llamamiento a la ciudadanía para que no se acose “a personas con alguna discapacidad o con trastornos del espectro autista que vean ya que pueden salir a pasear cerca de sus domicilios”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios