Málaga

El Hospital del Guadalhorce de Málaga sigue sin cumplir las exigencias de Bomberos

  • El complejo abrió sus puertas hace casi cinco años y carece del informe definitivo

  • La Junta acaba de licitar las medidas correctoras para "cumplir la normativa contraincendios"

Imagen del Hospital del Guadalhorce de Málaga. Imagen del Hospital del Guadalhorce de Málaga.

Imagen del Hospital del Guadalhorce de Málaga. / Marilú Báez

El Hospital Comarcal del Guadalhorce acumula casi cinco años, los transcurridos desde su apertura, sin cumplir todas las exigencias planteadas por Bomberos. Y por ende, sin disponer de un informe favorable definitivo del ente encargado de testar las medidas contraincendios en el inmueble, en este caso el Consorcio Provincial de Bomberos.

La ausencia de este trámite no impidió la inauguración de las instalaciones sanitarias, en las que se invirtieron unos 30 millones de euros, ni su puesta en funcionamiento de manera progresiva. La falta del trámite fue confirmado por el presidente de organismo supramunicipal, Manuel Marmolejo, tras ser preguntado por este periódico. "Informe favorable no existe", dijo, señalando que se trata de un problema sin solventar desde el mismo momento en que se impulsó la construcción.

"Cuando se licitó ya detectamos que había problemas de no cumplimiento, se informó al SAS y nunca tomó medidas", precisó, incidiendo en que más tarde, cuando se puso en funcionamiento, se le volvió a recordar al ente autonómico la necesidad de intervenir para la corrección de ciertas deficiencias.

A tenor de lo explicado por Marmolejo, tampoco en ese momento la Administración sanitaria actuó. Es con el nuevo equipo al frente de Salud, ya con el gobierno de coalición del PP y de Ciudadanos, cuando, según Marmolejo, se puso sobre la mesa un proyecto de corrección que no ha podido ser desarrollado hasta la fecha.

Según el responsable del Consorcio, porque el impulso de las operaciones coincidió con el inicio de la pandemia del Covid. "Le dimos apertura provisional, pero es un proyecto que cuando pase la pandemia tienen que corregir", aseguró. Una afirmación que fue corroborada por fuentes de la Administración regional.

La presunta anormalidad en la que se encuentra el hospital fue igualmente apreciada en varias ocasiones por el alcalde de Cártama, Jorge Gallardo. "Se le ha avisado a la Junta, se le ha dicho", comentó el regidor, quien aseguró que la necesidad de acometer una serie de actuaciones de adecuación “se le puso en su conocimiento desde el primer momento".

No es hasta ahora cuando la Junta parece estar en disposición de afrontar las obras necesarias para subsanar las deficiencias de las que desde hace años viene advirtiendo el Consorcio de Bomberos. De ello queda constancia en un concurso publicado el pasado viernes por la Consejería de Salud. El objetivo de esta licitación, tal y como se recoge en la documentación oficial, no es otro que contratar las medidas correctoras necesarias "para cumplir la normativa contraincendios" en este complejo hospitalario.

En el documento oficial se recuerda que la apertura del centro tuvo lugar el 2 de febrero de 2016, si bien la actividad se fue desarrollando de manera paulatina. Y a continuación se menciona de manera clara que el 30 de abril de 2018, el Hospital Universitario Virgen de la Victoria, del que depende el Hospital del Guadalhorce, recibió un escrito del Ayuntamiento de Cártama "con el que se da traslado de un Informe Técnico Desfavorable emitido por el Consorcio Provincial de Bomberos de Málaga, y en el que se requiere se subsanen las deficiencias apreciadas y para el cumplimiento de la normativa vigente en materia de protección contraincendios".

El 30 de abril de 2018, el Ayuntamiento de Cártama remitió "un Informe Técnico Desfavorable emitido por el Consorcio Provincial de Bomberos de Málaga".

¿Qué actuaciones son las reclamadas por Bomberos? En el informe se menciona de manera literal la sectorización de sectores de incendios, cerrar fachadas y aparcamiento, incluso lucernarios, cerrar locales de riesgo, ventilación escalera, ventilación garaje, apertura de huecos en las escaleras exteriores e incremento de la resistencia al fuego de la estructura escalera exterior.

Actuaciones que no parecen de calado menor, como queda constatado en el presupuesto que se asigna a la licitación: casi 307.000 euros, incluido el IVA. De todas las partidas contenidas, destaca los 74.006 euros asignados al capítulo de ‘Seguridad Incendios’; seguidos de los 46.170 euros de albañilería, y los 38.625 euros de carpinterías y elementos de seguridad. Las empresas interesadas en pujar por este contrato tienen hasta el próximo 2 de febrero para presentar sus proposiciones. El plazo manejado por la administración para la ejecución de los trabajos contemplados es de 20 semanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios