Málaga

La Junta dice que la sentencia sobre los cauces zanja la "estrategia de confrontación" del Ayuntamiento

  • El Consistorio acatará el pronunciamiento y asegura que "el mantenimiento de los arroyos lo hemos hecho nosotros siempre"

Labores de retirada de residuos del arroyo La Palma. Labores de retirada de residuos del arroyo La Palma.

Labores de retirada de residuos del arroyo La Palma. / m. h.

El director general de Dominio Público Hidráulico de la Junta de Andalucía, Juan Serrato, ha asegurado que la sentencia del Tribunal Supremo sobre la adecuación de los cauces de arroyos urbanos de Málaga "pone claramente el acento en la responsabilidad municipal" y supone "zanjar definitivamente la estrategia de confrontación política que ha tenido el Ayuntamiento" en este sentido; al tiempo que ha instado al diálogo.

El Supremo resuelve el recurso presentado por la Junta ante la resolución del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), que declaró que correspondía al Gobierno andaluz la conservación y la adecuación de los arroyos del término municipal de la ciudad; "y viene a decir que esto no es así, sino que hay una responsabilidad municipal", según Serrato.

"Ya no hay excusa de ningún tipo para la confrontación política y a partir de este momento lo que corresponde es el clima de diálogo que siempre ha debido imperar y la colaboración a la hora de que ambas administraciones que tienen responsabilidades compartidas en muchos ámbitos puedan tener actuaciones", ha manifestado Serrato a Europa Press.

Al respecto, ha indicado que la Junta de Andalucía está dispuesta "a seguir colaborando, no sólo en las actuaciones en cauces que estamos haciendo en el ámbito de la provincia para la preservación y recuperación de la capacidad hidráulica, sino que también hemos actuado en los cauces urbanos de Málaga por motivos extraordinarios o de emergencia".

Serrato espera que, tras esta sentencia "que da la razón a la Junta de Andalucía", el Consistorio cese en esta estrategia "de confrontación", apuntando que "el Ayuntamiento tendrá que solicitar la autorización del Gobierno andaluz para que la actuación sea plenamente compatible en el ámbito de un cauce, pero sabiendo que se trata de una responsabilidad suya".

Asimismo, entiende que "es plenamente compatible con una visión del urbanismo dentro de una proyección material; es decir, la conservación, cuidado e integración de los cauces de una ciudad tiene que ver mucho con la planificación del Plan General de Ordenación Urbana y debe estar imbricado dentro de un competencia municipal".

Por su parte, la concejala de los Servicios Operativos del Ayuntamiento de Málaga, Teresa Porras, ha asegurado que la asesoría jurídica está estudiando la posibilidad de recurrir o tomar alguna medida contra la sentencia del Tribunal Supremo que declara la responsabilidad municipal en la adecuación de los cauces de arroyos urbanos de Málaga y ha dicho a la Junta que "siempre hemos pedido colaboración entre las dos instituciones".

Porras ha asegurado en declaraciones a Europa Press que la Junta "no ha hecho nada" en este tiempo en el que ha habido una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) que daba la razón al Ayuntamiento y que ahora ha sido tumbada por el Supremo. Así, ha apuntado que acatarán lo que diga la sentencia, algo que "ya hemos hecho y seguiremos haciendo porque el mantenimiento de los arroyos lo hemos hecho nosotros siempre y no ellos". "Seguiremos trabajando dentro de las posibilidades que tiene este Ayuntamiento en mantener los arroyos", ha añadido.

Por último, la edil ha señalado que "las tareas extraordinarias las tendría que hacer la propia Junta de Andalucía, lo que también dice el Tribunal Supremo en su sentencia, y así lo exigiremos". "Hemos pedido y seguiremos pidiendo la colaboración", ha concluido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios