Málaga

Málaga es la tercera provincia española donde más baja el paro

  • El desempleo disminuyó en marzo en 1.825 personas gracias al empuje del sector servicios en Semana Santa · Es la primera vez desde julio que las oficinas del SAE registran menos personas sin trabajo

Llega la primavera, el sol y, al fin, una noticia positiva para el mercado laboral. El mes de marzo se cerró en la provincia con 1.825 parados menos que en febrero, lo que supone la tercera mayor caída del desempleo en España siendo sólo superada por Huelva y las Islas Baleares, según los datos oficiales publicados ayer por el Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe), dependiente del Ministerio de Trabajo. Porcentualmente hablando, la disminución del paro mensual fue del 1% y significa el primer descenso del desempleo en la provincia desde el pasado julio. No obstante, eso no puede ocultar que la situación sigue siendo más que preocupante pues en Málaga, a finales de marzo, se contabilizaban 175.539 parados, 20.592 personas más que hace un año.

Los datos del desempleo ofrecen diferentes enfoques. El primero, el más evidente, es que el paro ha disminuido tanto en Málaga en marzo por un efecto directo de la celebración de la Semana Santa, tanto en su aspecto comercial como turístico, al margen del religioso. De hecho, el paro en el sector servicios descendió en 2.074 personas en sólo un mes. En Semana Santa abrieron más tiendas, los restaurantes y hoteles recibieron a miles de personas -locales y turistas- y para atender ese fuerte incremento de la demanda era necesario más personal. Eso sí, la mayoría de los contratos realizados en la provincia, como suele ser habitual, fueron temporales.

El efecto Semana Santa es claro y determinante pero, si se compara con el año pasado, la tendencia es claramente positiva. En 2009 la Semana Santa fue en abril y, en ese mes, a pesar de la festividad y de que también hizo buen tiempo, el paro creció en 383 personas, un 0,25%. La diferencia principal respecto a este año fue que, en abril, el paro en el sector servicios se redujo en 1.060 personas, es decir, la mitad que en 2010, y en el resto de sectores aumentó. La Semana Santa, de todas formas, no ha podido impedir que en el sector servicios haya registrados actualmente 100.445 personas en el paro en la provincia.

Sin embargo, se ha producido un hecho curioso pues, en principio, se suponía que el tirón turístico de la Semana Santa haría descender el paro en las zonas turísticas españolas. Este fenómeno sólo se ha dado en Málaga y en Baleares, mientras que otros destinos que pelean con la Costa del Sol por hacerse con los turistas nacionales han visto aumentar sus números de desempleo de forma estrepitosa como es el caso de Alicante (2.462 parados más en marzo), Valencia (3.250 más) o Santa Cruz de Tenerife (2.149 más).

Una segunda lectura está relacionada con el sector de la construcción. El paro disminuyó en 592 personas en marzo en este área, algo que no se producía desde julio del año pasado. No obstante, en la construcción sigue habiendo más de 43.000 personas sin empleo y no hay grandes atisbos de cambio a corto plazo. En la industria también cayó el paro, aunque creció en el sector agroalimentario por la proliferación de lluvias en el invierno que ha supuesto la pérdida de algunas cosechas y una menor necesidad de mano de obra. El mayor aumento del desempleo se produjo, en esta ocasión, en el segmento de personas sin empleo anterior, manteniéndose así la dinámica de amas de casas y estudiantes que intentan buscar un trabajo por la escasez de recursos en la familia.

Málaga tiene menos parados que en febrero pero, aún así, siguen siendo multitud. La clave es saber si este descenso sólo ha sido algo coyuntural por la Semana Santa o marca una tendencia positiva. El tiempo dirá.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios