Sociedad

Moreno anuncia que la Junta se personará en los casos por delito de odio

  • El presidente andaluz presidió en Ronda el acto para conmemorar el día del pueblo gitano

Moreno, Fernández y Muñoz posan ante la bandera del pueblo gitano colocada en el Puente Nuevo.

Moreno, Fernández y Muñoz posan ante la bandera del pueblo gitano colocada en el Puente Nuevo. / Javier Flores (Ronda)

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, llegó este jueves caminando por el Puente Nuevo de Ronda hasta el convento de Santo Domingo para presidir el acto institucional en conmemoración del día internacional del pueblo gitano. A las puertas del palacio de congresos rondeño el humo del romero que se quemaba en un caldero envolvía a las diferentes autoridades que esperaban al presidente, llevando a los presentes en un viaje imaginario al Domingo de Ramos cuando se aproxima la salida de la hermandad de los Gitanos y el humo de romero invade los alrededores de la colegiata de Santa María. Una tradición del pueblo gitano para alejar lo malo y atraer lo bueno.

Tras el saludo de rigor, la delegada municipal de Fiestas y Obras, en representación de los gitanos rondeños, fue la encargada de colocar el correspondiente lazo al presidente y entregarle una rama de romero que Moreno, quemó, como manda la tradición, en el caldero. El presidente mostró su esperanza de que cumplir con el rito pueda apartar el “mal bajío” actual a causa de la pandemia y se pueda ir viendo una mejora en las próximas fechas.

Además, el presidente andaluz destacó el legado que el pueblo gitano había dejado al pueblo andaluz en diferentes disciplinas. Según dijo “Andalucía no sería la misma tierra sin los 350.000 gitanos que viven en ella. Con su fuerza creadora y su talento han contribuido a ser lo que somos los andaluces”.

De igual modo, anunció que la Junta de Andalucía está articulando los medios para personarse en aquellos casos en los que se produzcan delitos de odio, una medida que se introducirá la luchar contra este tipo de comportamientos y tratar de eliminarlos de la sociedad.

En este sentido, también anunció un incremento del 63% en los recursos que se destinarán para colaborar con entidades gitanas y resaltó la necesidad de trabajar para logran avanzar en la inserción laboral, que, a su juicio, es una de las grandes asignaturas que siguen pendientes.

Todo ello en un acto que estuvo marcado por la emotividad y en el que la alcaldesa rondeña, María de la Paz Fernández, terminó llorando a causa de los elogios de su propia compañera al agradecerle que hubiese dado en su momento el paso de integrar a una mujer gitana en su candidatura y contar con otro gitano en su equipo.

“Sabes que te queremos mucho”, dijo la edil Concha Muñoz en su intervención, en la que nombró a los gitanos presentes y que han destacado como empresarios o en sus profesiones, un ejemplo que aseguró que servirá para acabar con los prejuicios que sostuvo que siguen existiendo sobre el pueblo gitano y responsabilizó a determinados medios de comunicación de alentar.

Por su parte, la alcaldesa de Ronda, María de la Paz Fernández, agradeció al presidente andaluz que hubiese elegido la ciudad del Tajo para celebrar un día tan emotivo, ya que la ciudad cuenta con una importante población gitana y aseguró que es un “ejemplo” de lo que debe ser su integración para que no exista ningún tipo de discriminación y todos los ciudadanos sean tratados por igual sin importar su raza. Además, también pidió a los medios de comunicación que dejen de fomentar la irreal que se transmite en muchas ocasiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios