Málaga

El plan antiruidos de bares podría llegar antes a Teatinos que al Centro

  • La necesidad de un informe elaborado por la Secretaría municipal vuelve a dilatar el procedimiento

Un vecino comprueba el ruido de la plaza de Mitjana. Un vecino comprueba el ruido de la plaza de Mitjana.

Un vecino comprueba el ruido de la plaza de Mitjana. / m. h.

La delimitación de buena parte de la almendra del Centro histórico y del entorno de El Romeral como zonas acústicamente saturadas (ZAS) sufre su enésima demora. La falta de acuerdo entre los colectivos residenciales y empresariales, así como del conjunto de los grupos políticos, vuelve a dar al traste con la apuesta por aprobar este mismo mes el plan con el que minimizar el impacto sonoro de los negocios de hostelería en estos dos espacios urbanos. A esto hay que añadir ahora la necesidad de disponer de un informe de la Secretaría General del Ayuntamiento acerca de la idoneidad del procedimiento seguido para enmarcar estas actuaciones, puesto en duda por la asociación de hosteleros (Mahos), que demanda la realización de una nueva zonificación que tenga en cuenta la nueva realidad de los usos turísticos existentes, principalmente, en el casco antiguo.

Ante el planteamiento expuesto ayer en la segunda reunión de la mesa de trabajo creada para tratar de diseñar una acción de consenso en esta materia, todas las partes asumieron la decisión de posponer cualquier avance en la propuesta final a la redacción del citado informe del secretario. El concejal de Medio Ambiente, Raúl Jiménez, confirmó este extremo y abundó en que la conclusión del dictamen del alto funcionario, que podría conocerse en un par de semanas, será clave para allanar la toma de decisiones. De facto, el encuentro de ayer, que provocó la crítica de varios de los asistentes, se alargó más de tres horas sin que en el mismo se abordaran algunas cuestiones que quedaron pendientes de un encuentro anterior, como la posibilidad de limitar los horarios de las terrazas y qué medida.

El edil del PP sí confirmó la posibilidad de desgajar en dos el trámite administrativo necesario para la declaración de las ZAS. "La de Teatinos puede ir más rápido porque hay un medio acuerdo entre los empresarios y los vecinos; en el caso del Centro no lo hay", expuso Jiménez, quien añadió: "para que uno no lastre al otro que vayan separados". En este marco, la intención del equipo de gobierno del PP es poder llevar la delimitación de la zona de El Romeral al próximo mes de abril, sin descartar que la misma sesión pueda abordar la decisión sobre el Centro. El edil, que indicó que tras conocerse el informe se celebrará una nueva reunión, insistió en que debe ser la última. "Ya no cabe más patada hacia adelante", dijo.

Una novedad puesta ayer sobre la mesa, en el caso de El Romeral, fue la coincidencia de vecinos y hosteleros al proponer la posibilidad de que la ZAS que se proponga no englobe solo las tres calles inicialmente previstas, sino a todo el conjunto de la zona. Jiménez se comprometió a estudiar la idea y no descartó su posible aplicación.

La reunión escenificó las diferencias que en el tema de los ruidos mantienen desde hace años empresarios y vecinos. Los primeros hicieron ver el perjuicio que pueden suponer las medidas contempladas en caso de que el Centro sea declarado acústicamente saturado. "Una hora menos de actividad son muchos euros", vino a señalar uno de ellos. Por su parte, el vicepresidente de la Asociación de Vecinos Centro Antiguo, Óscar Agudo, se reafirmó en que la situación "se está desmadrando" y en que son ha muchos años los que pasan sin que se actúe. Incluso, afirmó que de la totalidad de sanciones que puede poner la Policía local en la Plaza Mitjana apenas un 20% "pasa por caja"; es decir, acaba generando ingresos para el Ayuntamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios