Málaga

La española que enseña mecánica en Alemania

  • Rocío Barroso estudió Electromecánica de Vehículos en Vélez-Málaga

En 1888, Bertha Benz se convirtió en la primera mujer mecánica de la historia, una profesión en la que han predominado los hombres pero en la que poco a poco reclaman su sitio mujeres como Rocío Barroso, una española que instruye en Alemania a alumnos interesados en esta materia. Barroso explicó que tras 21 días trabajando en un proyecto Erasmus + en Alemania y tras las buenas calificaciones obtenidas por los trabajos del grupo de su centro educativo, el director de la empresa Vitalis le ofreció "un puesto de trabajo para ser docente de electromecánica para una incorporación inmediata", una oportunidad que no dejó escapar.

Su día a día es "muy gratificante", ya que se encarga de recibir a los grupos de alumnos que llegan a Vitalis para instruirlos y supervisar sus proyectos durante sus trabajos en el taller, para ella "la parte más divertida y dinámica de la empresa" en la que puede poner en práctica todo lo aprendido durante su formación. El camino de Barroso hasta alcanzar su sueño no ha sido nada fácil, ya que tras finalizar sus estudios de bachillerato artístico comenzó a trabajar en la empresa familiar de manejo de maquinaria durante 17 años. Con 35 años decidió retomar los estudios en el grado de Formación Profesional de Electromecánica de Vehículos en el IES Juan de la Cierva de Vélez-Málaga (Málaga), dónde destacó desde el principio. "Al principio las clases fueron difíciles, ya que era la única mujer matriculada en el ciclo junto a otros 35 alumnos", reconoció Barroso, quien comentó que se inscribió en el proyecto Erasmus + porque le parecía una experiencia muy enriquecedora.

"Quería aprender más, tener una mejor formación y conocer otras culturas", dijo. Con su contrato de trabajo debajo del brazo y antes de partir de nuevo hacia Alemania, asistió a una charla para motivar a los alumnos del centro educativo a participar en planes como Erasmus + e incentivar a las jóvenes a estudiar electromecánica, donde "varias chicas reconocieron que estaban interesadas en ello". Tras conocer la experiencia de Barroso en Alemania como mentora y guía de prácticas dentro de la empresa Vitalis, en el IES Juan de la Cierva se ha producido "un efecto llamada por parte del alumnado, que se está interesando por el proyecto Erasmus + del siguiente curso", según reconoció Sergio Lucena, coordinador de proyectos internacionales del centro. Lucena señaló que la experiencia de Barroso ha sido "una motivación general para todo el alumnado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios