Laboral

Málaga pierde 37.500 empleos en el segundo trimestre y la tasa de paro sube al 20%

  • Baja el número de parados, pero por una cuestión metodológica de la EPA

Usuarios en una oficina de empleo. Usuarios en una oficina de empleo.

Usuarios en una oficina de empleo.

Los efectos de la pandemia empiezan a notarse en los datos oficiales en el mercado laboral malagueño, aunque aún no en su máxima expresión por cuestiones metodológicas. Málaga ha perdido en el segundo trimestre del año 37.500 empleados respecto al primer trimestre de 2020 -hasta sumar un total de 602.000 ocupados- y la tasa de paro se ha elevado del 19,4 al 20%, según la Encuesta de Población Activa que ha publicado el Instituto Nacional de Estadística este martes.

Curiosamente, el número de parados en la provincia ha descendido en 2.800 personas, hasta los 151.100. El INE lo explica. Por una parte, los trabajadores afectados por un ERTE con reducción de jornada son ocupados, reflejándose dicha reducción en las horas de trabajo realizadas.

Por otra parte, según detalla el INE, "en la situación de alarma, en la que se ha producido el cese de muchas actividades y el confinamiento de la población, muchos trabajadores que han perdido su empleo no han podido utilizar ningún método de búsqueda por estar cerradas las empresas que podrían contratarles o imposibilitados de ejercer su actividad como autónomos, o bien no han podido incorporarse a un hipotético trabajo que les fuera ofrecido por tener que permanecer en casa cuidando de las personas dependientes de la familia (niños, ancianos, personas con discapacidad, etc.). El incumplimiento de alguna de estas dos condiciones de la definición de paro -búsqueda de empleo y disponibilidad para trabajar- determina que la persona no se clasifique como parada en la EPA sino como inactiva, lo que contribuye al incremento de la categoría de inactivos en este trimestre".  En Málaga se ha pasado de 603.700 inactivos a 645.400 en un trimestre, es decir, una gran parte de esos nuevos inactivos son parados que no han sido oficialmente contabilizados. De hecho, es el mayor número de personas inactivas en Málaga de la serie histórica.

El sector más afectado ha sido el industrial con 14.900 ocupados menos en tres meses

El número de ocupados supera levemente los 600.000, la menor cifra desde el primer trimestre de 2018 cuando se contabilizaron 596.300. No obstante, al incluirse los miles de empleados que están en un Erte se desconoce cuál será el futuro de las empresas y si muchos de esos trabajadores ahora oficialmente ocupados acabarán siendo despedidos por la crisis económica. Los 151.100 parados son, por tanto, un número engañoso.

Dentro de los ocupados, el varapalo ha sido general en todos los sectores. El más afectado fue el industrial al perder 14.900 empleados, pero también hubo un descenso de 13.700 en servicios; 6.800 en la agricultura; y 2.100 en la construcción.

La tasa de paro está ahora en el 20%, un volumen importante pero lejos del 36% que se llegó a alcanzar en plena crisis económica en 2013 o 2014. Los Ertes están amortiguando esa tasa, que se podría disparar en los próximos meses. Un informe de Analistas Económicos de Andalucía publicado la semana pasada estimaba que la tasa de paro en la comunidad podría rozar este año el 30% si el escenario no es favorable.

La tasa de paro en la provincia está en el 20%, lejos del 36% de 2013, pero es engañosa

En el segundo trimestre del año pasado, cuando el turismo estaba batiendo nuevamente récords, solo se hablaba de una posible desaceleración general, y ni se conocía el coronavirus, la tasa de paro estaba en el 17,2% , un parámetro cercano al actual. Habrá que ver lo que ocurre en los próximos meses, si hay una vacuna o un tratamiento eficaz y si se disipa o no la tormenta sanitaria, laboral y económica.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios