Málaga

El plan para mitigar el ruido de los bares en el Centro sigue bloqueado

  • El equipo de gobierno está en una situación de minoría, en especial en lo tocante a la reducción de los horarios de las terrazas

Medición sonora realizada por un vecinos en el entorno de Mitjana. Medición sonora realizada por un vecinos en el entorno de Mitjana.

Medición sonora realizada por un vecinos en el entorno de Mitjana. / m. h.

Comentarios 1

El primer intento impulsado desde el Ayuntamiento de Málaga para encontrar un consenso alrededor de la delimitación de las denominadas Zonas Acústicamente Saturadas (ZAS) en el Centro y en la zona de El Romeral concluyó, como era previsible, con la misma distancia que había antes del encuentro. A la espera de que todos los actores implicados (vecinos, empresarios, comerciantes y partidos políticos) vuelvan a verse las caras a principios del mes de marzo, se antoja complicado un acuerdo suficiente para ir adelante con un plan de acción que permita rebajar los niveles de ruido en estos dos puntos de la ciudad.

De inicio, el equipo de gobierno del PP se encuentra en una situación de minoría en su planteamiento, en especial en lo tocante a la reducción de los horarios de las terrazas. Ninguno de los grupos con representación en la Casona del Parque acepta las franjas propuestas, que situarían el horario tope a la 1:00 de lunes a viernes y hasta las 2:00 los sábados y domingos solo en los meses de invierno y otoño, salvo periodos excepcionales.

La reunión de ayer, que se alargó algo más de tres horas, debía servir al menos para que cada uno de los colectivos pusiese sobre la mesa su idea sobre el particular. Solo Málaga Ahora, que aboga por limitar las terrazas hasta las 00:00 todos los días de la semana y hasta la 01:00 los fines de semana, y Málaga para la Gente (asume la propuesta vecinal de hasta las 23:00 todos los días salvo el viernes y sábado, que sería a las 00.00), mostraron sus cartas con claridad. Ni el PSOE ni Ciudadanos ofrecieron alternativa al respecto.

"Sería interesante que concreten, porque está bien que se hable de equilibrio pero los que estamos elegidos tenemos que decidir", dijo el concejal de Medio Ambiente, Raúl Jiménez, quien fue claro al confiar en que en la próxima reunión ambas formaciones determinen con claridad su posición. "Cuál es la hora de cierre de las terrazas? Ese es el problema y queremos tener el consenso político; es más fácil decir que otros arreglen", insistió el edil del PP. En este punto fue categórico y aseguró que exista o no suficiente consenso llevará la propuesta de las ZAS al Pleno de marzo. "Si quieren votar no que lo voten y se rechaza no se aplicará, pero luego que se lo expliquen a los vecinos", añadió.

En el caso de los residentes del Centro histórico, el presidente del colectivo, Enrique Mirando, dejó clara su posición, admitiendo la posibilidad de una nueva reunión "pero no de una tercera". "No estamos dispuestos a marear la perdiz, si no hay acuerdo nos levantamos de la mesa", afirmó. Durante el encuentro, Óscar Agudo, también de la asociación de vecinos del Centro, confirmo la imposibilidad de encontrar un punto de equilibrio entre las partes. "Eso lo venimos escuchando hace muchos años, pero no nos engañemos, lo que hay que hacer es cumplir la normativa; no hay ni va a haber equilibrio", afirmó en clara alusión a la concejala del PSOE, Begoña Medina, que arguyó que la posición que defiende su grupo pasa por un acercamiento entre los vecinos y los hosteleros. "Hay que proteger al vecino pero también al sector hostelero, no hay que demonizarlo", dijo durante un de sus intervenciones.

El representante de la asociación de comerciantes de El Romeral, además de pedir un nuevo encuentro al que si pudiera acudir Mahos, mostró su sorpresa ante lo que consideró "ataques a la hostelería".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios