Málaga

La nieve obliga a cerrar el acceso con vehículos a la Sierra de las Nieves por Ronda

  • La nieve llegó ayer a cotas bajas en parte de la comarca de Ronda alcanzó otra vez a la carretera que conecta con San Pedro

La nieve llegó ayer nuevamente a alcanzar la carretera entre Ronda y la Costa del Sol. La nieve llegó ayer nuevamente a alcanzar la carretera entre Ronda y la Costa del Sol.

La nieve llegó ayer nuevamente a alcanzar la carretera entre Ronda y la Costa del Sol. / javier flores

La nieve llegó ayer, cuando menos anunciada estaba, a las cumbres más cercanas a Ronda, que amanecieron cubiertas de blanco, aunque conforme fue avanzando el día se fue retirando a las partes más altas de las mismas. No obstante, desde el propio casco urbano rondeño se seguían viendo las partes altas de las sierras que la circundan nevadas. La nieva también pudo verse durante varios kilómetros a ambos lados de la carretera que conecta Ronda con la Costal del Sol, aunque la circulación se mantuvo abierta con normalidad y no fue necesario el restringir la circulación.

No obstante, sí que fue necesario el cortar el acceso al Parque Natural Sierra de las Nieves desde esta vía de comunicación en su entrada por el camping de Conejeras, camino por el que también se accede en vehículo hasta el refugio de Quejigales. Precisamente, los agentes de Medio Ambiente cerraron la primera de las tres zonas en las que suele dividirse este espacio por la presencia de nieve sobre el carril desde los primers metros tras dejar el primer tramo asfaltado. La presencia de nieve en el camino hizo que se cerrase la primera de las barreras existentes, aunque durante algún tiempo la señal de prohibición se situó junto a la propia carretera. Hasta la zona llegaron los primeros visitantes que buscaban adentrarse en este espacio natural para alcanzar zonas en las que la acumulación de nieve fuese mucho más importante, aunque otros optaron por quedarse en las zonas más accesibles para hacerse la correspondiente fotografía que demostrase su visita al manto blanco. "Hemos teniedo que meternos en el coche para refugiarnos de la nevada y dejar lo que estábamos haciendo", comentaba Cristóbal Izquierdo, un vecino de Ronda que a primera de la mañana estaba en una de las fincas a las que alcanzó la nieve. Además, un intenso frío también se dejó sentir sobre las zonas del interior, en las que los termómetros de los vehículos registraron temperaturas de varios grados bajo cero en algunos momentos de la mañana de ayer. Un frío que dejó sobre el casco urbano de Ronda algún que otro copo de nieve a última hora de la tarde y de forma muy leve

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios